Transportes Ochoa reanuda operaciones sin contar con los autónomos

stop

La cuarta empresa de reparto de España no garantiza ahora los tiempos de entrega

17 de julio de 2012 (01:11 CET)

Transportes Ochoa, la cuarta empresa de repartos de España, ha reabierto sus operaciones este lunes, tres semanas después de que presentara un concurso de acreedores por no poder afrontar sus compromisos. La compañía, que contaba con 1.400 trabajadores en el momento del cierre, un 40% de ellos bajo la figura de autónomos, ha enviado un correo a sus clientes para informarles el reinicio de las actividades, aunque detalló que no podrá garantizar los tiempos de entrega durante los primeros días.

Con una deuda que ya rondaba los 90 millones de euros hace dos años, el equivalente a su facturación anual, la empresa intentará continuar con sus actividades mientras los recién nombrados administradores concursales toman el control de las cuentas. Por ahora, los directivos han pedido confianza a sus clientes, pero no ha contado con sus 650 trabajadores autónomos para la reapertura, la mayoría conductores de camiones.

“No tenemos constancia de que hayan llamado ni a un solo transportista en toda España. La actividad, sin ellos será mínima, y tendrá poco que ver con el ritmo de trabajo antes del cierre”, explica Julio Villaescusa, presidente de la federación Fenadismer, un colectivo de transportistas autónomos con fuerte presencia en Transportes Ochoa.

Los clientes perdidos


La empresa cerró sus operaciones a finales de junio entre las quejas y el estupor de su plantilla y autónomos. Una fracción de los trabajadores son partidarios de llevar a los juzgados a la empresa para que se investigue si ha traspasado fondos a otras compañías.

Tras casi tres semanas de cierre, la mayoría de los clientes han buscado otros proveedores y resultará muy difícil la reconquista, según reconocen los directivos en círculos privados. Además, los clientes con recogidas diarias tendrán más complicaciones al tener que solicitar cada día el servicio.

Los trabajadores autónomos se han unido para hacer un frente común y reclamar sus deudas en el concurso de acreedores. Los administradores concursales tienen la voluntad de ordenar los pagos y permitir el reflote de la empresa, según fuentes judiciales, un difícil propósito tras casi un mes de paralización.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad