Benidorm sufre 300.000 anulaciones por la cuarentena del Reino Unido

Uno de los templos del turismo británico en España ha cuantificado la pérdida que supondrá la cuarentena para los hoteleros: 200 millones menos

A partir del mes de agosto, debía proceder un periodo de recuperación para el sector hotelero de la Comunidad Valenciana. Los profesionales del sector esperaban 600.000 visitantes hasta septiembre, porque las “reservas iban a buen ritmo”, según la patronal del sector de la Comunidad, Hosbec.

Ahora, tras la reimposición de la cuarentena a los británicos que regresen de España, se espera que se queden por el camino 300.000 reservas hoteleras —solamente en Benidorm y en agosto—.

El anuncio de Boris Jonhson ha creado un escenario desconcertante para el sector. En Hosbec calculan pérdidas de 150 millones de euros para los hoteles benidormíes y de unos 200 millones para los establecimientos de la Costa Blanca, según calcula El Mundo. El pasado año, por ejemplo, los turistas británicos —primer mercado extranjero— realizaron 4,9 millones de pernoctaciones y se gastaron 1.800 millones de euros.

La cuarentena también comportará la pérdida de medio millón de asientos en los vuelos del aeropuerto de Alicante, por el que el pasado año pasaron seis millones de pasajeros procedentes del Reino Unido. Se trata de la tercera terminal española en importancia para el mercado británico.

El impacto en los apartamentos turísticos

En cuanto a los apartamentos turísticos, la Asociación de Apartamentos Turísticos de la Costa Blanca (Aptur) empezaba a ver —antes del anuncio de la cuarentena— signos de recuperación del que es su público principal: 600.000 visitantes entre la segunda quincena de julio y el 30 de septiembre, que se traducían en un 90% de la ocupación.

Sin embargo, Aptur ahora estima que la ocupación de agosto ha caído un 30% (cuando estaba cercana al 50%). Aun y así, el sector no pierde la esperanza de que Reino Unido dé marcha atrás y salve, en la medida de lo posible, una temporada que ya se dio por perdida desde el inicio del estado de alarma.

El gobierno británico está estudiando, por su parte, rebajar de 14 a 10 días el periodo de cuarentena obligatoria, según adelantó The Telegraph la pasada jornada. Si se confirma el cambio, se permitirá a aquellos ciudadanos que den negativo ocho días después de haber aterrizado procedentes de España, abandonar la cuarentena dos días después. 

Suscríbase a nuestro canal de Telegram para conocer la última hora sobre la pandemia del coronavirus en España, Europa y el mundo.