Calviño avanza la extensión de los ERTE a todo 2021

El Gobierno extenderá los ERTE, avales públicos y demás ayudas a empresas durante todo el año, con un gasto de 29.000 millones, el 2% del PIB

La ministra de Economía, Nadia Calviño, interviene durante la sesión de control al Gobierno en el Congreso. Foto: EFE/Chema Moya.

La ministra de Economía, Nadia Calviño, interviene durante la sesión de control al Gobierno en el Congreso. Foto: EFE/Chema Moya.

ERTEs y ayudas a empresas durante todo el año 2021 y “todo lo que sea necesario”. Este ha sido el compromiso avanzado por la vicepresidenta tercera de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, ante el Pleno del Congreso de los Diputados. 

Durante su intervención en defensa del decreto ley aprobado por el Ejecutivo con el nuevo paquete de ayudas públicas de 11.000 millones de euros para solvencia, Calviño ha comprometido la cobertura durante todo el ejercicio 2021 del conjunto de medidas de ayudas a empresas contra la crisis.  

En total, en 2021 el Gobierno prevé movilizar aproximadamente 29.000 millones de euros, aproximadamente un 2% del PIB, para seguir dando una respuesta adecuada en el plano sanitario, en el plano educativo y en el plano económico. 

En concreto, se trata de diez medidas que todavía están disponibles que “seguirán estando disponibles durante el año 2021 y que se extenderán todo lo que sea necesario para seguir apoyando nuestro tejido productivo”. 

ERTE, avales del ICO y moratorias 

De esta forma, Calviño ha adelantado la extensión a todo el ejercicio, tal y como reclamaba la CEOE, de los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) para pagar los salarios, cuyo plazo de extensión finaliza el próximo 31 de mayo. 

Este mecanismo se ha constituido como uno de los principales instrumentos frente a la crisis y bajo su paragüas permanecen a día de hoy 783.290 trabajadores. De cara a su prolongación, el Ejecutivo prevé configurarlo como un instrumento permanente pero dando mayor relevancia a la formación. 

Junto a los ERTE, ha detallado que se extenderán también los avales públicos del ICO (han movilizado más de 121.000 millones), la ampliación de los plazos de carencia y de devolución para dar un mayor margen financiero y liquidez a las empresas, y las cotizaciones sociales de los trabajadores, así como la prestación extraordinaria para trabajadores autónomos. 

También se prolongarán las moratorias en el pago de impuestos y cuotas de la Seguridad Social sin intereses, las moratorias para la devolución de créditos hipotecarios y no hipotecarios, y otros créditos públicos.  

Nuevo paquete de 11.000 millones 

A todo ello se suma, conforma al real decreto-ley aprobado y respaldado en el Congreso, el fondo para ayudas directas  de 11.000 millones de euros con las que cubrir gastos fijos pendientes y deuda acumulada desde marzo pasado.  

La norma se articula en tres fondos, con una línea de 7.000 millones para ayudas directas a empresas y autónomos destinadas al pago de gastos fijos y deudas con proveedores y otros acreedores, de los que 2.000 millones irán a Canarias y Baleares y el resto a las demás CCAA. 

Los otros dos fondos del paquete son una línea de 3.000 millones para que el ICO pueda acompañar los procesos de reestructuración de deuda financiera, y un fondo de 1.000 millones para la recapitalización de las empresas afectadas. 

El nuevo fondo se une a los que están a disposición de las comunidades autónomas a través de React-EU para ayudas directas. Así, están en vigor el fondo de reestructuración de la deuda financiera, de 3.000 millones, y los dos fondos de solvencia, de SEPI y Cofides, de un total de 11.000 millones de euros. 

Además, se extienden hasta final de año las moratorias concursales y las medidas de agilización en el ámbito de la justicia para proporcionar un período que permita restablecer los equilibrios patrimoniales o abordar procesos de reestructuración, mientras se moderniza el marco concursal. 

La vicepresidenta ha pedido “no bajar la guardia”, en un contexto de “señales mixtas” económicas, y ha destacado que han salido de los ERTE ya 204.000 trabajadores desde el pico de la tercera ola, con 6.000 personas por día laboral.