La pandemia echa por tierra el avance de la mujer hacia la igualdad laboral en España

Un informe de la consultora PwC revela que España ha perdido 2,3 puntos en los indicadores que miden el acceso al empleo o la igualdad salarial entre las mujeres

Una trabajadora de Correos en abril de 2020 en Ourense. EFE

Una trabajadora de Correos en abril de 2020 en Ourense. EFE

La pandemia de coronavirus ha provocado un retroceso en los principales indicadores económicos que permiten poner cifras a la brecha laboral entre hombres y mujeres en España. El acceso al empleo o la remuneración salarial del colectivo femenino ha sufrido un brusco frenazo en medio de la crisis que ha desatado la Covid-19, poniendo fin al avance logrado en la última década.

El informe Women in Work Index 2021, elaborado por la consultora estratégica PwC, mide la participación de las mujeres en el mercado de trabajo de todos los países que conforman la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). España ha perdido 2,3 puntos en el índice general a lo largo del 2020 hasta caer a una valoración de 54,2.

El hundimiento de España es especialmente preocupante si tenemos en cuenta que ya partía de una posición de desventaja con respecto al resto de sus socios europeos. El país ocupa el puesto 28 de los 33 analizados y se encuentra casi ocho puntos por debajo de la media internacional, que también ha sufrido una pérdida importante que le ha devuelto a las cifras anteriores al 2017.

Evolución del índice de empleo femenino en la OCDE. Fuente: Consultora PwC

España solo supera en el indicador que mide la igualdad laboral a algunos países europeos del Mediterráneo como Italia (29) o Grecia (30), pero se encuentra a años luz de los estados que lideran la clasificación como Islandia, Suecia o Nueva Zelanda.

El informe señala que en 2019 las mujeres cobraron en España de media un 13% menos que los hombres. En términos absolutos, esta diferencia se traduce en un monto de 48.000 millones de dólares (40.400 millones de euros).

El coronavirus se ceba con las profesiones de las mujeres

Detrás de este retroceso en materia de igualdad laboral, el informe sitúa directamente al contexto económico que ha generado la expansión de la Covid-19 por todo el mundo. El documento apunta a que los trabajos desempeñados generalmente por mujeres se han visto afectados de manera desproporcionada desde que se inició la crisis sanitaria. Entre ellos, figuran los puestos laborales del el sector servicios, que concentra buena parte del empleo femenino.

Los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) han colocado a los servicios como la actividad económica más golpeada en España por la pandemia. En 2020 perdieron un 15,6% de su facturación como resultado de la caída generalizada del consumo y de las restricciones sanitarias. El golpe en la hostelería superó el 50,1% de las ventas.

Una trabajadora de un establecimiento de hostelería saca las sillas a la terraza, vacía de clientes por la pandemia de coronavirus. EFE/Archivo
Una trabajadora de un establecimiento de hostelería saca las sillas a la terraza, vacía de clientes por la pandemia de coronavirus. EFE/Archivo

El informe también apunta a que la pandemia ha provocado un incremento de la carga a la que se enfrentan las mujeres en todos los países, porque han intensificado las labores de cuidado infantil no remunerado, así como el trabajo doméstico para hacer frente a la situación.

Estas responsabilidades hacen que más mujeres que hombres abandonen el mercado de trabajo, un hecho que provoca que tanto el progreso en la igualdad de género como el de crecimiento económico se contraigan, al reducir la contribución de la mujer a la economía”, reza el documento.

La economía española crecería un 14% si mejorase la igualdad laboral

El estudio vaticina que si España alcanzase el mismo volumen de empleo femenino que Suecia, el Producto Interior Bruto (PIB) del país se dispararía en 271.00 millones de dólares (228.000 millones de euros), lo que representa una subida del 14%.

Ante esta situación, los autores de la investigación han insistido en la importancia de llevar a cabo políticas públicas y privadas que permitan dejar atrás la brecha laboral entre hombres y mujeres, como camino para mejorar la economía.

“Si bien las Administraciones públicas deben tomar acciones correctoras de esta situación de desequilibrio, desde el sector privado también debemos contribuir a solucionar esta situación promoviendo la corresponsabilidad”, ha remarcado la socia responsable de Diversidad en PwX, Sandra Deltell.