Sánchez anuncia 3.000 millones para digitalizar un millón de pymes y autónomos

El Ministerio de Asuntos Económicos lanzará próximamente una primera convocatoria de 500 millones para empresas de entre 10 y 49 trabajadores

Lluvia de millones para digitalizar pymes y autónomos. El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha anunciado este miércoles la inminente puesta en marcha del programa ‘Kit Digital’, dotado con 3.00 millones de euros hasta 2023 procedentes de los fondos europeos en el marco del Plan de Recuperación, para la digitalización de un millón de pymes y autónomos.

La vicepresidenta primera de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, presentará este jueves el programa, que permitirá impulsar la transformación digital de un millón de pequeñas y medianas empresas y autónomos con un “bono de digitalización” que les permitirá financiar un conjunto de servicios digitales ya disponibles en el mercado.

Así, Sánchez ha adelantado que “próximamente” se lanzará una primera convocatoria por importe de 500 millones e euros dirigida a empresas de entre 10 y 49 trabajadores, según ha avanzado durante la inauguración del octavo congreso anual de Multinacionales por Marca España.

A esta le sucederán otras convocatorias para pequeñas y medianas empresas de otros tamaños, con “cantidades muy relevantes” que tendrán un efecto de transformación “muy importante” para la digitalización, la sostenibilidad y la competitividad del tejido productivo, ha remarcado Sánchez.

Un 66% de los fondos autorizados con más de 200 convocatorias

En su intervención, Sánchez ha hecho referencia a la “gran oportunidad” que supone el Plan de Recuperación, con casi 70.000 millones en transferencias hasta 2023, de los que un 40% será para inversión verde y un 28% a transformación digital.

El presidente del Gobierno ha enfatizado que “no hay tiempo que perder” en el de spliegue, si bien ha destacado que ya se han publicado más de 200 convocatorias de fondos estatales, lo que sitúa a España entre “loa países a la vanguardia en presentación de planes, reformas y percepción de recursos”.

Según ha precisado, hasta finales de octubre la Administración General del Estado ya había autorizado el 66% de los más de 24.000 millones de fondos europeos recogidos en los Presupuestos de 2021. Del total, el 49% ya se había comprometido dando prioridad a proyectos relacionados con la transformación y modernización de empresas.

En el Consejo de Ministros del martes se aprobó un plan de modernización y sostenibilidad del sector público dotado con 615 millones y una convocatoria de 95 millones para financiar I+D+i, el fortalecimiento de ecosistemas de innovación y la investigación en 5G y 6G.

Se compromete a adelantar “al máximo posible” las inversiones

Consciente de las críticas de organizaciones de autónomos y pymes por los retrasos en el despliegue de los fondos y las convocatorias, Sánchez ha asegurado que las administraciones están “comprometida en adelantar al máximo posible las inversiones” para garantizar la “pronta recuperación económica”.

Y es que, según ha dicho, el Plan de Recuperación aportará un “efecto contracíclico” para “acelerar aún más la recuperación”. En este sentido, ha aseverado que el crecimiento del pIB “se ha acelerado” en el cuarto trimestre, ya que tras el repunte del 1,1% en el segundo trimestre y el 2% del tercero, la AIReF lo sitúa en torno al 2% también en el cuarto trimestre.

“El horizonte de recuperación pese a la incertidumbre Covid es muy positivo”, ha resaltado Sánchez, apuntando sobre todo al mercado de trabajos ante la “recuperación sin precedentes” del empleo, al haberse recobrado la afiliación prepandemia al incorporarse 1,5 millones de afiliados en ocho meses, superando los 20 millones de ocupados. También ha subrayado que se han bajado en 750.000 personas el paro en ocho meses.

Alaba a las multinacionales y les pide colaboración

Ha aprovechado su intervención para asegurar ante los empresarios presentes que “la economía española va a vivir una modernización sin precedentes”, y “el Gobierno cuenta con las multinacionales en este proceso”, tras recalcar en varias ocasiones la importancia de la colaboración público-privada para el despliegue del Plan de Recuperación.

En esta línea, ha asegurado que “no hay mejor reclamo para atraer inversión del exterior que la experiencia quienes invirtieron en su momento en España”. “Vuestro éxito es nuestro éxito; se encuentran entre los mejores defensores de nuestro país fuera de nuestras fronteras”, ha enfatizado.

El líder del Ejecutivo ha puesto en valor los datos de inversión extranjera directa recordando que en 2019 el stock de inversiones productivas ascendió a más de 480.000 millones, el 40% del PIB. España es la duodécima economía mundial por stock de capital recibido y la décimocatorce por stock de capital emitido.

A día de hoy, residen más de 10.600 filiales de empresas multinacionales que dan empleo a 1,7 millones de personas, lo que supone el 28% de la cifra de negocios y un 15% del empleo. Además, la contribución al gasto en I+D representa el 38,4% del total de gasto empresarial español. En lo que va de siglo España recibe de media más de 450 proyectos de inversión ‘green field’ transfronterizos al año, el 3% mundial que se traduce en 45.000 nuevos empleos.

Multinacionales por la Marca: estas son las “fortalezas” de España

El “dato espectacular” apuntado por Sánchez es que en 2020 los flujos de inversión extranjera directa cayeron un 42% a nivel global y un 71% en la UE; mientras que en España se elevó un 42%, siendo la “mejor prueba” de que los inversiones extranjeros vieron una desfavorable situación económica en España como algo coyuntural y “mantuvieron y reforzaron sus niveles de confifanza”.

“España cuenta con una excelente posición en el concierto de destinos de inversión y estoy convencido de que será mucho más fuerte en el horizonte”, ha añadido. El informe de Multinacionales por la Marca destaca como activos consolidados de España su permeabilidad en innovación y su posicionamiento geopolítico a nivel europeo e iberoamericano, a lo que Sánchez ha añadido el africano.

También resalta la “solidez” de su entramado institucional, la calidad del entramado de infraestructuras y la digitalización, así como la buena relación del coste-valor-riesgo en términos relativo y una productividad del factor trabajo superior a otros países como Alemania, Reino Unido o Italia.