El nuevo presidente de BBVA, Carlos Torres Vila, durante una rueda de prensa. EFE/Mariscal

BBVA: el mercado ignora a Villarejo pero ve otros riesgos

stop

El banco español se enfrenta a incertidumbres en varios de sus mayores mercados y eso es lo único que, por ahora, preocupa a los inversores

Barcelona, 16 de enero de 2019 (04:55 CET)

BBVA es noticia, desde hace días, por algo que tiene muy poco que ver con su actividad: la contratación, hace una década, del excomisario Villarejo para espiar a multitud de personas. Desde dirigentes del propio banco y de otras entidades hasta de la CNMV. Pero este escándalo, que hace temblar la cúpula de la entidad, no importa, de momento, a los inversores, que sí ven otros nubarrones en el horizonte de BBVA.

Mientras Carlos Torres Vila tranquiliza a su plantilla y decide cómo gestionar el escándalo generado por su antecesor y padrino, Francisco González, todavía presidente de honor de BBVA, las casas de análisis tienen los ojos puestos en otros asuntos. En general, consideran que el asunto no debe tener impacto en la salud del banco, y la realidad es que su cotización en bolsa no se ha resentido.

En cambio, de lo que sí se resintió este martes fue de una rebaja de las perspectivas por parte de uno de los bancos de inversión más importantes de Europa. Tras un 2018 lleno de contratiempos, HSBC prevé unos 2019 y 2020 con muchas dudas y en los que la recuperación está llena de amenazas para BBVA. 

Lo que señalan los analistas de la entidad británica es que 2019 será un año “bastante débil” para el banco español después de un 2018 “difícil”. Por tanto, la situación no empeorará, pero no se espera una mejora significativa. Alguno de los baches que sufrió BBVA el año pasado seguirá incomodando al banco.

En España, HSBC espera una mejora de los márgenes y de las provisiones, aunque “leve”. Turquía, uno de los grandes dolores de cabeza del banco presidido por Carlos Torres Vila, seguirá sin darle alegrías, ya que prevé que caigan los ingresos por la alta inflación mientras que las provisiones tendrán que mantenerse altas. Solo México crecerá claramente, aunque la mejora cada vez es menor.

HSBC rebaja la perspectiva de BBVA

Por todo ello, la entidad considera que “no hay mucho que esperar” este año para BBVA. El problema es que en 2020 hay otras amenazas. En concreto, que caiga la inversión y que el BCE mantenga los tipos a cero hasta finales de ese mismo año, lo que seguirá presionando a la baja los márgenes de los bancos.

Con estas perspectivas encima de la mesa, no es de extrañar que HSBC haya empeorado su recomendación sobre BBVA. El banco de inversión ha cambiado de comprar a mantener su consejo a los inversores respecto a qué hacer con las acciones de la entidad española. Además, ha empeorado el precio objetivo desde los 6,9 euros por título a 5,5 euros.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad