El consejero delegado de Banco Sabadell, Jaime Guardiola.

El 'hedge fund' Citadel se frota las manos con la crisis del Sabadell

stop

El inversor gana cerca de un 7% con la caída del banco en bolsa en los últimos días

Madrid, 02 de agosto de 2019 (12:05 CET)

Las acciones de Banco de Sabadell retroceden este viernes alrededor de un 3% y encadenan una racha de seis jornadas a la baja, con lo que se van a mínimos históricos de 0,7652 euros y extienden las pérdidas anuales al 23%. El sentimiento negativo contra la entidad se ha incrementado tras la presentación de unos resultados que el banco pagó con caídas del 6%, aunque los analistas consideran que sus cifras han estado en línea en margen de intereses y margen bruto, pero no así en beneficio neto y margen neto, explica Finanzas.com.

Aprovechando las caídas y el ruido generado, el 'hedge fund' Citadel acaba de abrir una posición corta o bajista contra Sabadell el pasado 30 de julio, unos días después de la presentación de resultados, cuando ya el castigo iba a más.

En concreto, se ha posicionado en corto con 29,8 millones de acciones, lo que supone un 0,53% del capital de la entidad catalana. Antes de entrar, las acciones de Sabadell cotizaban a 0,8238 y dese entones hasta hoy bajan más de un 7%, que es el beneficio que se está embolsando Citadel con esta operativa. 

El entorno de tipos de interés es complejo y los inversores están viendo que los bancos cada vez ganan menos con su negocio 'core', que es prestar dinero. Con todo, el margen de intereses que presentó Sabadell en el segundo trimestre fue de 905 millones, un 1% que los 809 millones del mismo trimestre en el ejercicio anterior. Sin embargo, el mercado no entendió (y se lo tomó a mal) que la entidad haya reducido la guía del margen de intereses; de esta forma, ahora calcula que estará entre el 0% y el -1%, una proyección que compara peor con la anterior horquilla del 1%-2%, y que además los analistas estaban ya vaticinando. 

Para los analistas de Berenberg, "los fundamentales siguen siendo pobres", por lo que será difícil que logre su guía de ingreso, que ya de por sí ven reducida. Además, calculan que el margen de intereses va a seguir presionado, aunque la buena noticia, si es que sirve de consuelo, es que, en su opinión, muchas de las malas noticias que ven en la entidad se encuentran ya recogidasen precio.

Incluso en UBS califican el trimestre como "razonablemente sólido" y piensan que el valor está barato en términos absolutos y relativos, especialmente en un contexto en el que los resultados de TSB podrían mejorar en el segundo semestre. 

Lea la noticia completa en Finanzas.com.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad