José Ignacio Goirigolzarri, este sábado en la sede de Bankia

Goirigolzarri, del pensionazo de BBVA al dividendo mileurista de Bankia

stop

JUNTA DE ACCIONISTAS

en Madrid, 21 de abril de 2015 (21:40 CET)

"Ignacio Goirigolzarri es presidente de Bankia por cualquier motivo menos el lucro personal". La afirmación protagonizó lugares comunes hace tres años en los cenáculos capitalinos aunque la comidilla fue sustituida por la evidencia.

Llegó el momento de la revisión de salarios que abonaba el banco y al antiguo consejero delegado de BBVA se le asignaron 250.000 euros al año. Las limitaciones impuestas por Bruselas a cambio del rescate explican el drástico recorte, frente a los prácticamente dos millones que percibía Rodrigo Rato.

Nómina por acciones

El importe salarial acumulado por Goirigolzarri está invertido en acciones de Bankia hasta la fecha. Por tanto posee 1,03 millones de títulos. Este miércoles, la junta de accionistas aprobará el primer reparto de dividendos desde el rescate.

La prima es de 0,0175 euros por acción; de modo que el inventor del, en su día, popular libretón percibirá 18.150 euros. Si se prorrateara en mensualidades, Goirigolzarri cobraría aproximadamente 1.500 euros cada día 30. Parece que, por ahora, es el único ingreso relacionado con Bankia que retendrá en sus cuentas.

Espaldas cubiertas

Aunque salió de BBVA con las espaldas perfectamente cubiertas (se embolsó 68,7 millones de euros de una estacada), el líder del banco público es hoy el presidente con la retribución más baja del Ibex 35. Los 250.000 euros comparan, por ejemplo, con los 1,3 millones que se abonan al presidente de Mapfre, Antonio Huertas (marca el siguiente escalafón).

El dividendo de 18.150 euros empequeñece al lado de Amancio Ortega. El gallego amasa 961 millones en 2014 por el mismo concepto –en este caso, de Inditex—. El impulsor de Zara ocupa el extremo opuesto de la lista.

El Estado recupera 127 millones

Por otro lado, la decisión de Bankia supone que el Estado recuperará un nuevo pellizco del dinero público que sirvió para rescatar la entidad. El fondo gubernamental FROB tiene a través de BFA el 62,67% del grupo. La proporción atenaza a 11.517 millones de acciones, volumen que amasará para el erario un retorno de 126,6 millones de euros. La cantidad se descontaría de los 22.000 millones que permitieron subsistir al grupo fundado por Caja Madrid.

Hasta ahora, el Gobierno ha recuperado de esa cantidad 1.300 millones que surgieron de la privatización del 7,5% del capital que fluctuaba en bolsa. Bankia ha reservado 202 millones de euros para atender el primer pago de dividendo de la etapa post Rato.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad