Avances en seguridad: del lector de huella de Apple al del ojo de Fujitsu y ZTE

stop

Los fabricantes asiáticos revolucionan los sistemas de desbloqueo de los 'smartphones' para garantizar el acceso único

El sistema Eyeprint de ZTE que ha presentado en el MWC

en Barcelona, 03 de marzo de 2015 (20:46 CET)

Apple dio un paso adelante en materia de seguridad móvil con el lector de huella que incorporó en el iPhone 5S. Sin embargo, algunos fabricantes asiáticos han avanzado un poco más, incorporando un nuevo sistema para desbloquear el smartphone mediante la lectura del ojo humano. Es el caso de la compañía china ZTE y de la japonesa Fujitsu que estos días presentan sus nuevos servicios y dispositivos en el Mobile World Congress que se celebra en Barcelona.

La diferencia entre estos dos servicios se basa en el lector del ojo. Es decir, mientras ZTE ha incorporado un control ocular --Eyeprint-- que reconoce las venas y los espacios blancos del ojo, Fujitsu se centra en el iris. El objetivo en ambos casos es el mismo: garantizar el acceso único al smartphone. Ambos fabricantes insisten en que mientras la huella dactilar se puede copiar, el material de la retina ocular es personal e intransferible. Por ello abogan por este sistema para una mayor seguridad del usuario.

Sensores

https://www.economiadigital.es/uploads/s1/33/46/45/mano-desbloqueo-fujitsu-34645.jpg?t=1425412071Asimismo, Fujitsu pretende incorporar un sistema de sensores en todos los electrodomésticos para aumentar la seguridad en el acceso. "En coches, tabletas, ordenadores… el móvil es sólo el principio", asegura la directora de comunicación y marketing on line de Fujitsu, Iria Gala Barxa.

En esta línea, la compañía japonesa también ha presentado en el MWC la tarjeta de crédito que se desbloquea con el reconocimiento de las venas de la mano. "Este sistema ya se ha incorporado en algunos cajeros de Málaga y se pretende seguir implementándolo en más lugares de España", añade Barxa.

Movimientos con la muñeca

Por su parte ZTE aboga, además de por el control ocular, por sistemas de voz y movimientos de muñeca. Es decir, los nuevos teléfonos del fabricante chino permiten el acceso a algunos servicios del móvil, como la música o la cámara, mediante pequeñas órdenes del usuario a través del registro de voz y con pequeñas inclinaciones del smartphone.

De esta manera, si se pone el teléfono en vertical se accede directamente a la cámara delantera y si se pone horizontal a la trasera. Y todo ello con un precio inferior a los 300 euros.

"Los usuarios buscan la máxima seguridad y por ello apostamos por el control ocular y de voz. La innovación en la telefonía móvil es muy importante. Queremos que la tecnología se adapte a las personas y no al revés. Hay que apostar por una tecnología intuitiva y sencilla", subraya la responsable de marketing de ZTE en España, Jia Wei.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad