Pablo Iglesias a su salida de Lledoners después de reunirse con Oriol Junqueras, acompañado por la diputada de En Comú Podem, Lucía Martín, y el teniende de alcalde de Barcelona, Jaume Asens

Aviso de Iglesias a Puigdemont: presupuestos o elecciones

stop

Podemos manda un ultimátum a Junts per Catalunya y Esquerra Republicana y reconoce a Puigdemont como interlocutor válido

Economía Digital

Pablo Iglesias a su salida de Lledoners después de reunirse con Oriol Junqueras, acompañado por la diputada de En Comú Podem, Lucía Martín, y el teniende de alcalde de Barcelona, Jaume Asens

Bar, 11 de noviembre de 2018 (18:06 CET)

Podemos sube el tono contra las fuerzas independentistas. Pablo Iglesias exigió "inteligencia" al Pdecat y Esquerra Republicana para aprobar los Presupuestos a pesar de tener dirigentes independentistas en la cárcel. La alternativa, dijo, es convocar elecciones con el riesgo que esto supone.

El político mandó un guiño a Carles Puigdemont al pedir al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, "altura de miras" para reconocer como "interlocutores a todos los adversarios políticos" elegidos en las urnas. "No se puede solucionar con represión, palos y cárcel".

Pero más allá del mensaje para Puigdemont, Iglesias dijo a los líderes independentistas que no se encasquillaran. "Quizás es inmoral apoyar unos presupuestos habiendo presos políticos", señaló. Pero la contrapartida de no hacerlo es, en el mejor de los casos, volver aun escenario idéntico. Mientras, la amenaza de un ejecutivo formado por el PP, Ciudadanos y Vox acabaría con cualquier opción de diálogo.

"¿Y entonces qué? ¿Seguiremos con los reproches sobre si tú no fuiste lo suficientemente demócrata, o el tú más", se preguntó el líder de Podemos. 

Colau se suma a la presión

A la presión se sumó la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, que apeló a la "responsabilidad de gobierno" de Pdecat y ERC para "acabar con los recortes". La líder de los comunes criticó la judicialización de la política y el encarcelamiento de los líderes independentistas, pero con la misma "convicción y firmeza" advirtió de que la "clase trabajadora no tiene la culpa de la política represiva y de excepcionalidad" del PP: "No se merecen seguir pagando los platos rotos", dijo.

Por ello, y "más allá de las diferencias ideológicas", apeló a la "responsabilidad de gobierno" de estos dos partidos independentistas, porque no se trata "solo de echar fuera" a Mariano Rajoy con la moción de censura, sino también a las "políticas del PP" para, así, poder revertir "años de recortes".

La líder de los comunes lanzó también un mensaje al presidente del Gobierno al que ha pidió que no se rinda: "Nosotros vamos a pelear hasta el último día -para que se aprueben los presupuestos-, le pedimos a Pedro Sánchez que no tire la toalla, como no hizo con la moción de censura", zanjó.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad