Concentración de miles de personas en Barcelona por la unidad de España

stop

MOVIMIENTO 12-0

12 de octubre de 2013 (12:57 CET)

Banderas españolas, banderas con la mitad española y la otra mitad catalana. Es la imagen en la plaza Catalunya, que identifica a miles de personas, con un claro ambiente familiar, que se han manifestado en la plaza de Catalunya, bajo el lema Som Catalunya, somos España. La movilización, organizada por diversas entidades cívicas, está apoyada por el PP catalán y Ciutadans, y trata de responder al movimiento independentista que se expresó en la Diada del 11 de septiembre, con la Via catalana.

No se trata de buscar una tercera vía, ante el posible choque de trenes institucional, sino de expresar el apoyo a la unidad de España, aprovechando el 12-0. Como aseguró este viernes la presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez-Camacho, lo que se pretende es aprovechar la simbología española que representa un 12 de Octubre.

Es la segunda vez, la primera fue el pasado año, que se convoca un acto como éste. El día de la Hispanidad ha servido, en los últimos años, como motivo para la movilización de pequeños grupos de extrema derecha, pero hasta el año pasado no se ha organizado un acto democrático a favor de España.

Acto festivo


Con la idea de convocar un acto festivo, de defensa de la unidad de España, la concentración ha arrancado con el despliegue de una bandera medio española y medio catalana de 100 metros en el paseo de Gràcia. Justo antes, Sánchez-Camacho ha lamentado que no estuvieran en la movilización el líder del PSC, Pere Navarro, y el dirigente de Unió Democràtica, Josep Antoni Duran Lleida. “Es un error histórico”, ha asegurado.

Las pancartas mostradas por los asistentes han querido expresar la idea de establecer puentes, entre Catalunya y España, con denuncias sobre el “victimismo”, a su juicio, del nacionalismo catalán.

El objetivo de los organizadores ha sido, en todo momento, que, junto a esa reivindicación sobre la unidad, y la necesidad de entendimiento, no se colaran personas con otros fines. Este sábado hay otras manifestaciones paralelas, de grupos de extrema derecha y de movimientos antifascistas. Por ello, los vigilantes de la organización han pedido a algunos asistentes que abandonaran la marcha, porque llevaban banderas propias del anterior régimen de la dictadura franquista.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad