Cospedal: “Hay que agradecerle al PP que haya curado al enfermo”

stop

La secretaria de los 'populares' baña en elogios a su partido por “enderezar el rumbo” de España

Dolores de Cospedal, este lunes./EFE/Chema Moya

30 de noviembre de 2013 (15:19 CET)

Ni el déficit, ni la deuda, ni una juventud abocada al fracaso, ni un papel secundario de España en el marco de la Unión Europea. Todos estos elementos, que configuraban el escenario en el que llegó Mariano Rajoy a la presidencia del Gobierno, han desaparecido tras dos años de gestión del Partido Popular. Esa es la tesis que ha mantenido la secretaria general del partido, Dolores de Cospedal, en un acto en Tenerife en el que hizo balance, junto al ministro de Industria, José Manuel Soria, de los dos años de Rajoy al frente del Ejecutivo.

Como era de esperar, no escatimó elogios para las reformas económicas que, a su juicio, han enderezado el rumbo del país. Incluso más que eso, han recuperado “las perspectivas de futuro” que le habían arrebatado a los españoles. “A quien cura al enfermo hay que agradecerle que le cure porque, si no es así, el enfermo se muere", aseveró en la clausura del debate Estamos en marcha.

Las razones por las que Cospedal ve el vaso medio lleno son conocidas. Augura que la economía crecerá dos puntos y volverá a crear empleo en 2014, una estimación que contrapone al escenario de la prima de riesgo disparada y de la amenaza de rescate. “Ahora podemos mirar al futuro con esperanza”, sentenció.

Más signos positivos

El resto de argumentos son discutibles y se han discutido con virulencia desde la oposición. Cospedal defiende el trabajo que, a su juicio, ha hecho el Gobierno para salvar a la sanidad pública, universal y gratuita, y la apuesta por un modelo educativo de excelencia, precisamente la semana que el Congreso dio luz verde a la controvertida Lomce con el único apoyo del Partido Popular.

Coincidiendo con el discurso de Mariano Rajoy y de Luis de Guindos, que este sábado participó en el encuentro económico en S’Agaró, la secretaria insistió en que lo peor de la crisis ya ha pasado. En la radiografía de Cospedal, el aumento de la inversión extranjera, el incremento de las exportaciones y la idea de que el sector exterior puede tirar de la economía española son los síntomas del cambio a mejor.

El problema del paro


Lo más preocupante para Cospedal es el paro. En este sentido, ha garantizado que el Gobierno trabajará "sin descanso" para generar empleo y crear las estructuras necesarias para generar riqueza.

"Quedan muchas cosa por hacer, no podemos relajarnos, pero hay que reconocer lo que hemos hecho bien", sentenció la secretaria general del PP.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad