Duran capea el temporal desatado por la abstención en la ley de abdicación

stop

GRIETAS EN CIU

El líder de Unió,  Josep Antoni Duran Lleida

09 de junio de 2014 (13:00 CET)

Josep Antoni Duran Lleida intenta calmar las aguas revueltas en CiU. El líder de Unió ha justificado la abstención de la federación nacionalista en la abdicación del rey Juan Carlos con el argumentario oficialista. En su opinión, la culpa es del PP y PSOE, que han elaborado la ley órganica sin consultar con el resto de partidos.

Las palabras de Duran Lleida, publicadas en un artículo en La Vanguardia, llegan después del torbellino que ha originado su posible dimisión como número dos de CiU por discrepancias con Convergència Democràtica de Catalunya (CDC) sobre qué posición adoptar ante la sucesión de Juan Carlos.

En el subyacente también se encuentra el hecho de que Duran es un moderado en clave nacionalista y que sigue a regañadientes el proyecto independentista de Artur Mas y Oriol Junqueras (ERC).

El paso atrás de Duran

"Cuando se quiere un pacto de Estado se tiene que invitar a participar en la cocina para hacer el plato, y no sólo en el comedor para ingerirlo", ha considerado. Además, ha afirmado que CiU no puede hacer "como si no pasara nada" cuando Felipe heredará como rey un Estado que trata a Catalunya injustamente, "algo que el futuro monarca sabe", según Duran.

"Simplemente no podemos hacer ver que no llueve y no cobijarnos en un edificio lleno de goteras", ha explicado el líder de UDC, que ha deseado que el nuevo Rey ayude a reconstruir ese edificio.

Duran ha sostenido que el debate desatado tras el anuncio de abstención de CiU ha sido "en parte distorsionado por unos y otros", aunque ha añadido que entiende a quienes no lo comprenden.

El PP presiona


Mientras las tensiones sacuden a CiU, el PP presiona. El ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, ha pedido a los partidos nacionalistas que no utilicen argumentos de carácter político-territorial "cuando de lo que se habla es de monarquía".

“Todos los partidos políticos, al margen de cuáles sean sus idearios, deberían tener especial respeto institucional", ha subrayado.

Sobre la posible dimisión de Duran como secretario general de CiU, Gallardón ha afirmado que no ha oído ninguna declaración del líder de Unió en este sentido y ha considerado "prudente" esperar a que se produzca "una manifestación de voluntad por parte”.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad