El gobierno catalán ‘pincha’ con la venta de 13 edificios públicos

stop

La Generalitat recibe una única oferta, la de Zurich, que es un 20% inferior a los 215 millones que pedía inicialmente

04 de julio de 2014 (10:30 CET)

La Generalitat de Catalunya ha pinchado en su último intento de venta de patrimonio. El ejecutivo que preside Artur Mas (CiU) ha salido en busca de inversores nacionales, así como de Cannes, Londres y Nueva York para colocar un lote de 13 edificios públicos. Pero el portafolio que ha presentado sólo ha atraído a un posible comprador: la aseguradora Zurich.




La compañía estaría dispuesta a presentarse a la subasta que se celebrará el próximo 11 de julio. Pero lo hará con una oferta bajo el brazo un 20% inferior de lo que inicialmente pedía la Generalitat. La aseguradora está dispuesta a pagar 172 millones frente a los 215 que se preveía ingresar, informa Expansión.

Reubicación en zonas periféricas

En total, la Generalitat necesita ingresar 2.300 millones para cumplir con el objetivo de déficit. La venta de patrimonio es, junto con el aumento de impuestos, los dos pilares de los presupuestos del presente ejercicio.

El conseller de Economía, Andreu Mas-Colell, presentó el pasado diciembre las líneas generales de esta estrategia: vender edificios en propiedad en el centro de la ciudad o dejar los que ya tienen arrendados para reubicarse en zonas periféricas, mucho más económicas. La suma con esta última venta sería similar a la que consiguió con el pasado lote, vendido a AXA Real Estate.


Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad