Bonvehí, en primer término, durante una ejecutiva del Pdecat. EFE

El Pdecat pactó con Puigdemont esconder sus siglas en las municipales

stop

El partido dice que consensuó con Puigdemont la decisión de acudir a los comicios de 2019 como Junts per Catalunya, que ha sublevado a parte de la coalición

Barcelona, 18 de junio de 2018 (14:10 CET)

El Pdecat ha esgrimido este lunes el aval del expresident Carles Puigdemont a su controvertida decisión de utilizar la marca Junts per Catalunya (JpC) en las próximas elecciones municipales, que ha propiciado airadas protestas de algunos miembros de la coalición del mismo nombre que no militan en el partido neoconvergente.

El Pdecat, que ya había anunciado su intención de presentarse a las municipales de 2019 bajo el paraguas de la marca JpC, decidió n su convención municipalista de la semana pasada que ese sería el nombre que el partido usaría en los comicios, lo que no ha sentado bien en la parte de la coalición externa al partido.

Reunión con Puigdemont

Este lunes, la portavoz del Pdecat, Maria Senserrich, ha alegado que el martes pasado, el coordinador de organización del partido, David Bonvehí, y su responsable de acción política y estratégia municipal, Ferran Bel, se reunieron en Alemania con Puigdemont y consensuaron con él la decisión. 

JpC fue creada para concurrir a las elecciones del pasado 21 de diciembre a instancias de Puigdemont, y la mayoría de los integrantes del grupo parlamentario no pertenecen al Pdecat, relegado desde los comicios a un papel subsidiario en detrimento de la voluntad de Puigdemont y su núcleo duro. 

El partido, ahora liderado por Marta Pascal, se revolvió y, tras la formación del nuevo Govern, ya impuso por primera vez su criterio sobre sector más fervientemente puigdemontista cuando decidió avalar la moción de censura contra Mariano Rajoy contra el criterio del expresident. 

Cisma en la coalición

La decisión de la convención municipalista ha provocado un cisma en la coalición aireado sin tapujos. Los diputados de JpC Aurora Madaula y Josep Costa vertieron vía Twitter duras críticas al Pdecat, al que acusan de apropiarse de la marca.

"JpC nació como un proyecto transversal de país y no de partido. El nombre no hace la cosa. Y lo sabéis", dijo Madaula, que en la misma red social acusó a la formación que lidera Pascal de no tener como objetivo "la república". Costa, por su parte, tuiteó: "No es lo mismo ser JuntsxCat que llamarse JuntsxCat".

"Lo que ha hecho la dirección del partido es poner un instrumento, no solo una marca, al servicio de nuestros candidatos" y "al clamor que teníamos desde el mundo municipal", ha replicado Senserrich, que ha insistido en la voluntad de "sumar" para "ensanchar" el proyecto. La portavoz ha destacado que la convención también acordó trabajar para conseguir cerrar listas unitarias soberanistas que se estudiarán, ha dicho, caso a caso, aunque ha añadido que en el Pdecat ya llevan seis meses con procesos de primarias para encontrar sus candidatos. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad