Crecen las dudas de los empresarios sobre el futuro

España nunca tuvo tantos empresarios pesimistas desde 2017

stop

El 19,4% de los empresarios se muestra pesimista con las perspectivas para este trimestre, superando en 2,7 puntos a los positivos

Madrid, 11 de octubre de 2019 (10:18 CET)

El tejido empresarial continúa lanzando mensajes negativos sobre las perspectivas económicas para España. De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), en la encuesta sobre las perspectivas para este trimestre que realiza este organismos trimestralmente, la proporción de empresarios que es pesimista sobre las perspectivas para su negocio en el cuarto trimestre de 2019, se coloca en el 19,4%; en su nivel más alto en dos años. Esta cifra, además, supera al porcentaje de optimistas, que cerró el cuarto trimestre en el 16,7%.

La distancia entre ambos vértices es igual a la del primer trimestre de 2019, cuando también alcanzó los 2,7 puntos, si bien el porcentaje de empresarios pesimistas en dicha encuesta fue del 19,3%. Esto dos datos son los peores en la serie histórica que realiza el INE, que ha publicado este viernes datos hasta el cuarto trimeste de 2017 y se suman a las voces de alarma sobre la ralentización de la economía española.

En este sentido, el índice de confianza empresarial armonizado (ICEA) retrocede un 2,9% de cara al cuarto trimestre de este año, en lo que supone el mayor descenso desde que se empezó a elaborar este indicador en 2013.

La caída de la confianza se extiende a todos los sectores. Construcción, por ejemplo, que retrocede un 3,7%, registra el mayor retroceso, mientras que comercio, con un 1,6%, sería el que marca una marcha atrás más moderada. En el caso de la hostelería, la caída es de un 2,9%, en tanto que el grupo de "otros servicios", desciende un 3,3%.

Las pymes mediadas, las más preocupadas

Según los datos del INE, el grupo en el que la confianza más se resiente es el comprendido entre los 10 y 49 trabajadores; las pymes más pequeñas, aquellas que emplean a menos de 10 personas, caen un 3%, en tanto que las grandes corporaciones, de más de 1.000 empleados, son las que ceden menos puntos de confianza, al limitar su descenso hasta el 1%.

Por comunidades autónomas, las caídas más acusadas las registra Extremadura, el País Vasco y Baleares, donde la confianza retrocede un 6,5%, 5% y 4,7%.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad