Gerard Piqué cierra la tienda Hermés con sus compras navideñas

stop

El guardia de seguridad bloqueó la puerta del establecimiento en plena vorágine consumista del futbolista del Barça

Gerard Piqué para H.E. by Mango

25 de diciembre de 2013 (18:36 CET)

Gerard Piqué es un futbolista con estilo. Es el David Beckham del Barça. Él también es famoso por su relación sentimental con una cantante, Shakira, y cuida muchísimo su imagen. Tiene un sueldo millonario y le encanta ir de compras. La moda es una de sus pasiones. Es el futbolista más fashion de la Liga y ha prestado su imagen para varias empresas. En el pasado colaboró con Mango.

El martes 24, unas horas antes de celebrar la Nochebuena, Piqué sació su apetito en el restaurante Bonanova, pero donde más disfrutó fue en una de las tiendas más exclusivas del Passeig de Gràcia. La que tiene la elitista firma francesa Hermés.

Piqué disfrutó con los zapatos, los trajes, los bolsos (4.500 euros), las corbatas (desde 150 euros) y los pañuelos (245 euros) de Hermés. Estaba tan o más concentrado que en los primeros minutos del partido del pasado domingo en Getafe. Y se mostró generoso por adquirir todos los caprichos que quiso. Tanto, que el guardia de seguridad de la tienda bloqueó la puerta para que no entrara más gente. Piqué, él solito, ya era un buen negocio.

Piqué salió cargado. Es de esperar que algún regalo fuera para Shakira y, quien sabe, si también había algún obsequio para el pequeño Milan.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad