La abdicación del Rey da vía libre a las demandas de paternidad

stop

Albert Solà aprovechará el vacío legal que se abre esta semana para reclamar nuevas pruebas

El Rey Juan Carlos y el Príncipe en el primer acto en Madrid tras el anuncio de la abdicación | EFE

18 de junio de 2014 (13:24 CET)

El vacío legal producido por la abdicación del Rey Juan Carlos será aprovechado por Albert Solà Jiménez, que reclama desde hace años la paternidad del Rey, para ampliar la demanda civil para comprobarla filiación con el monarca.

El abogado de Solà, Francesc Bueno, presentará la ampliación de la demanda en la Audiencia Provincial Civil de Madrid una vez que el Rey pierda su condición de inviolable ante la Ley, un privilegio que se blindará con un futuro aforamiento pero que todavía no está regulado por ley, según explica el abogado de Solà a Vozpopuli.

Posible romance en Zaragoza

El demandante había solicitado una prueba de ADN al cuerpo de don Juan de Borbón, Conde de Barcelona, pero la petición no fue admitida a trámite. Según Solà, el Rey conoció a su madre biológica en Zaragoza, Maria Bach Ramón, hija de conocidos banqueros de la ciudad, en los años cincuenta en Zaragoza y con quien mantuvo un romance.

Solà se sometió a pruebas de ADN con Ingrid Sartiau, otra mujer que reclama la paternidad de don Juan Carlos. Las pruebas arrojaron una posibilidad del 91% de tener el mismo padre.

De ser confirmada la paternidad, Albert Solà sería el hijo primogénito del Rey.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad