Los partidos catalanes dejan solos a los Mossos d'Esquadra

stop

Ningún grupo político condena el ataque informático contra la policia autonómica, que ha aireado información personal de un tercio de los agentes del cuerpo

Agentes de los Mossos d'Esquadra vigilan la estación de Sants, en Barcelona / EFE/Alberto Estévez

Barcelona, 18 de mayo de 2016 (14:09 CET)

La filtración de información personal de miles de funcionarios públicos ha pasado de puntillas por la actualidad política en Cataluña. En la madrugada de este miércoles, un ataque informático ha hecho públicos durante varias horas los datos privados de "más de 5.000" Mossos d'Esquadra pertenecientes al SME, sindicato que agrupa a prácticamente un tercio de la plantilla de la policía autonómica catalana.

A pesar de que el ataque ha tenido lugar pocas horas después de medianoche, a las 16:30 horas del miércoles ningún grupo político se había pronunciado sobre un hecho de "especial gravedad, al tratarse de agentes de seguridad", según ha señalado el propio consejero catalán de Interior, Jordi Jané, en una entrevista en RAC1.

Al mismo tiempo, Jané ha sido el único miembro del Govern en condenar públicamente el incidente. Entre la información difundida se incluyen los nombres y apellidos de los agentes, su número de DNI, la cuenta bancaria, el teléfono personal, la dirección de su casa o la tarjeta de indentificación policial (TIP), entre otros datos.

El documento con los datos, que afecta a los más de 5.000 afiliados al Sindicat de Mossos d'Esquadra, se ha hecho público a través de un enlace en uno de los tuits emitidos desde la cuenta hackeada. Dicho link ha permanecido activo hasta que la Unidad de Delitos Informáticos de la policía autonómica ha logrado repeler el ataque.

Investigación en marcha

Por ahora se desconoce la identidad de los autores del hackeo. Fuentes del cuerpo policial confirman que existe una investigación en marcha, de la que todavía no se han sacado indicios concluyentes.

Al mismo tiempo, el director general de los Mossos, Albert Batlle, ha asegurado en Catalunya Ràdio que desde el primer momento se han puesto en contacto con la dirección del sindicato para poder contener el ataque.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad