La ministra de Economía, Nadia Calviño, durante una sesión de control al Ejecutivo en el Congreso, el 14 de noviembre. Foto: EFE/Ballesteros

Nuevos datos de su instrumental desacreditan a Nadia Calviño

stop

La declaración de bienes de la ministra de Economía y Empresa no recoge una sociedad con activos por 1,6 millones que Calviño creó para comprar su vivienda

Economía Digital

La ministra de Economía, Nadia Calviño, durante una sesión de control al Ejecutivo en el Congreso, el 14 de noviembre. Foto: EFE/Ballesteros

Barcelona, 17 de noviembre de 2018 (16:36 CET)

Otro nombre del Ejecutivo de Pedro Sánchez está contra las cuerdas por movimientos fiscales cuestionables. La ministra de Economía y Empresa, Nadia Calviño, recibe duras críticas por parte de la oposición por la controvertible compra de una vivienda a través de una sociedad instrumental, la cual no aparece en la declaración de bienes que Sánchez ordenó al final de septiembre.

La declaración de Calviño recoge bienes por un total de 397.902 euros, de los que 288.675 euros son por concepto de bienes inmuebles y 109.227 euros de depósito de cuentas. Sin embargo, el documento no incluye la propiedad de Albael Consultores, una empresa que creó en 2000 junto a su esposo, el economista Ignacio Manrique de Lara, para comprar la residencia familiar en Mirasierra, Madrid.

Esta empresa contabiliza activos por valor de 1,6 millones de euros, según documentos recogidos por el ABC. "Los depósitos de cuentas presentados en el Registro Mercantil demuestran que el matrimonio se ha beneficiado del ahorro de decenas de miles de euros en impuestos a lo largo de los últimos años", asegura el rotativo.

Lo que se sabe de la casa de Calviño

La ministra y su pareja utilizaron dos testaferros para ocultar sus nombres como propietarios de la sociedad en el Registro Mercantil de Madrid, pero poco tiempo después de formalizar la empresa los relevaron y se hicieron con los puestos de administración y se suscribieron a una hipoteca para pagar el inmueble.

Calviño y su familia residieron en la casa hasta 2006, cuando la ahora titular de Economía y Empresa fue enviada a Bruselas. La ministra se había dado de baja de la sociedad en 2004, cuando fue nombrada directora general de Competencia. En su lugar, como administrador, puso a su hermano, Iván Calviño, pero no se sabe qué hizo con sus acciones.

Fuentes de Economía sostienen que Calviño "se desvinculó totalmente" de la sociedad en 2004, pero no han ofrecido más detalles acerca de su participación en la misma y su papel después de heredar el cargo a su hermano. La sociedad cobra todavía las rentas de la propiedad, que está en alquiler desde 2006.

Sánchez defiende a Calviño ante el "ruido"

La práctica por la que Calviño es cuestionada es legal si las deducciones se hacen de acuerdo al criterio de la Agencia Tributaria, pero no van acorde con la deontología que Sánchez predica en público. El presidente del Gobierno, cuando era candidato al cargo en 2015, criticó al fundador de Podemos, Juan Carlos Monedero, por cobrar dinero a través de una sociedad.

"Si yo tengo en la Ejecutiva Federal de mi partido a un responsable político que crea una sociedad interpuesta para pagar la mitad de los impuestos que le toca pagar, esa persona al día siguiente estaría fuera de mi Ejecutiva. Es el compromiso que yo asumo con mis votantes y también con los españoles", dijo entonces el actual mandatario.

No obstante, esta semana Sánchez defendió a Calviño ante las críticas de la oposición. La ministra fue "clara en su explicación", y cualquier otra cosa es "ruido", sentenció el líder socialista. "La opinión que tengo de Calviño, como la de (Pedro) Duque y otros tantos que han sido atacados ad hominem" es "la misma que tenía antes incluso de constituir el Gobierno: extraordinaria", afirmó.

El PP, por su parte, pidió que Calviño comparezca en el Congreso para explicar la compra de la vivienda.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad