La actual sede central del Pdecat en la calle Provenza de Barcelona. Es propiedad de Convergència, que ha llegado a un acuerdo para venderlo a una empresa que cuenta con inversores de Honk Kong. /ED

El Pdecat vende su sede a inversores de Hong Kong

stop

El Pdecat firma una opción de venta de su actual sede central a favor de una empresa vinculada con un inversor de Hong Kong

Josep Maria Casas

Economía Digital

La actual sede central del Pdecat en la calle Provenza de Barcelona. Es propiedad de Convergència, que ha llegado a un acuerdo para venderlo a una empresa que cuenta con inversores de Honk Kong. /ED

Barcelona, 04 de octubre de 2018 (04:55 CET)

Convergència Democràtica de Cataluña (CDC) ha vendido sus dos últimas sedes centrales a inversores de Hong Kong. En 2015, vendió su sede de la calle Córcega a Platinum Estates y, en agosto pasado, firmó un acuerdo para la venta de su sede de la calle Provenza, que ahora ocupan sus herederos del Pdecat, a una empresa catalana que cuenta entre sus inversores con Salamandra Limited, otra compañía de Hong Kong.

Fuentes inmobiliarias conocedoras de la operación aseguran que Platinum y Salamandra no tienen nada que ver, aunque, curiosamente, las dos están radicadas en Hong Kong.

Estas fuentes precisan que, a finales de agosto, Convergència firmó una opción de compraventa de su edificio de la calle Provenza a favor de Summit Venture Partners. Esta empresa tiene su sede social en un despacho de la Torre Urquinaona de Barcelona y se constituyó en marzo pasado, tan sólo cinco meses antes de cerrar la opción de compra para la actual sede del Pdecat.

Como administradores mancomunados de Summit Venture Partners aparecen Joaquim Zamacois, un agente inmobiliario barcelonés, y Salamandra Management, representada por la ejecutiva de origen filipino Krista Victorio. Salamandra Management también tiene su sede social en la Torre Urquinaona de Barcelona, pero es propiedad al 100% de Salamandra Limited, una corporación hongkonesa constituida hace tres años. Otra curiosidad: los propietarios de Salamandra no eligieron un nombre chino, sino uno que se escribe igual en castellano y catalán.

Formalmente, el comprador del edificio será Summit Venture Partners, que cuenta con Salamandra como principal inversor. Quien controla la operación por parte de Salamandra es Krista Victorio, una ejecutiva en la treintena que en el pasado trabajó como auditora inmobiliaria para KPMG en Nueva York.

Un edificio propiedad de CDC y ocupado por el Pdecat

El edificio de la calle Provenza número 339 está escriturado a nombre de Convergència, aunque lo disfrutan sus herederos del Pdecat. Se trata de un inmueble de siete plantas con más de 2.100 metros cuadrados construidos. Lo adquirieron hace tan sólo dos años.

Oficialmente, el Pdecat no facilita información sobre la venta de su actual sede. Este medio se puso en contacto con el partido pero no recibió ninguna respuesta por parte de sus portavoces. Sin embargo, otras fuentes internas indican que, después de la firma de la opción de compra, la operación se cerrará definitivamente en las próximas semanas. Eso no significa que abandonen el inmueble inmediatamente. De momento, los empleados no preparan ninguna mudanza.

No ha trascendido el importe de la operación. Una de las fuentes consultadas lo sitúa por encima de los seis millones de euros. En diciembre pasado, Convergència encargó a Renta Corporación que le buscase un comprador. Entonces publicaron anuncios en la prensa para informar de la venta del edificio –sin precisar que era la sede del Pdecat- por un precio de salida de 7,5 millones de euros.

La operación del edificio de la calle Provenza se parece tanto al de la calle Córcega, la anterior sede del partido, que parecen calcadas. Platinum Estates reconvirtió la anterior sede convergente en viviendas de lujo. El edificio Provenza también podría ser reconvertido en viviendas, según informaban los anuncios publicitarios que se insertaron en la prensa.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad