Puigdemont instrumentalizó a Renzi aunque su viaje era privado

stop

El primer ministro italiano avisó de que sólo iba a Reus a visitar las víctimas del accidente de autocar; la delegada del Gobierno fue la única autoridad que cumplió con sus deseos de discreción

Leonor Mayor

Matteo Renzi y Carles Puigdemont el lunes en Reus en una foto difundida por la Generalitat en la que se ve al fondo a Raül Romeva.
Matteo Renzi y Carles Puigdemont el lunes en Reus en una foto difundida por la Generalitat en la que se ve al fondo a Raül Romeva.

Barcelona, 23 de marzo de 2016 (01:00 CET)

¿Visita oficial o privada? El viaje del primer ministro italiano, Matteo Renzi, a Reus para consolar a las familias de las víctimas del accidente de autocar de Freginals ha desembocado en una polémica entre el PP y la Generalitat.

Renzi aterrizó el lunes en Reus para dar el pésame a los afectados, ya que, de las trece estudiantes fallecidas, siete eran italianas. Además, la familia de una de ellas tiene amistad con el primer ministro italiano.

Recepción en el aeropuerto

En el aeropuerto fue recibido por el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, y la delegada del Gobierno en Cataluña, Llanos de Luna. Tras la recepción, la delegada se retiró, mientras que Puigdemont acompañó a Renzi hasta Tortosa donde se unieron a la comitiva los consellers de Exteriors, Raül Romeva; Salut, Toni Comín, e Interior, Jordi Jané.

Por la noche, la diputada popular en el Parlament y vicesecretaria de Estudios y Programas del PP, Andrea Levy, aseguró en el programa de 13TV El Cascabel que la Generalitat había hecho un uso "político" de la visita de Renzi a Cataluña.

Fuentes populares han explicado a Economía Digital que el primer ministro italiano pidió que su viaje fuese considera privado, pues Renzi "no quería llamar la atención", por eso solicitó tanto al Gobierno central como a la Generalitat que no se le hiciesen fotos y que no hubiese ningún tipo de séquito político durante su estancia en Cataluña.

Nota de prensa, fotos y tuits

Pero la Generalitat no hizo caso de esa petición. A las 16.46 horas, publicó una nota de prensa titulada "El president Puigdemont recibe al primer ministro Matteo Renzi en el aeropuerto de Reus".

La nota, subtitulada "los mandatarios visitarán juntos a los familiares de las víctimas y a los heridos en el accidente de autocar de ayer", iba acompañada de varias fotos de Renzi con Puigdemont a la llegada al aeropuerto, durante la visita al Hospital Verge de la Cinta de Tortosa y en el Hospital de Tarragona.

Además, el propio Puigdemont publicó a las 16.31 horas en su cuenta de Twitter varias fotos junto a Renzi en el aeropuerto de Reus con el mensaje: "Renzi ha venido a apoyar a las víctimas y a los familiares de las chicas italianas muertas en Freginals".

Y con otro mensaje:   

Fuentes de la Generalitat cercanas a Puigdemont defienden el proceder del president y aseguran que es "mentira" que Renzi pidiese privacidad para su viaje relámpago a Cataluña. Afirman también que la visita "tenía carácter oficial" y concluyen que el primer ministro italiano quedó "encantado con el trato recibido" por parte del Ejecutivo catalán.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad