El Gobierno dice ahora que no habrá reformas legales para sustituir el estado de alarma

El ministro argumenta que los mecanismos y normas restrictivas que tienen las CC.AA son suficientes para seguir controlando la pandemia

El ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, en una intervención en el Senado

El ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, ha descartado este lunes que el Gobierno lleve a cabo cualquier tipo de reforma legal que permita a las Comunidades Autónomas implementar medidas en sus territorios que necesitaban de la vigencia del estado de alarma, como el toque de queda.

“La clave es ver que el estado de alarma no es la única solución para combatir la pandemia, porque hay montones de resoluciones y montones de normas que permiten adecuarlo, y eso es en lo que el Gobierno cree y, por eso, no está preparando ninguna norma que modifique, porque el sistema es suficiente“, ha afirmado Campo.

A pesar de esto, en un artículo de este lunes en el diario El País, el titular de Justicia se mostraba receptivo a que el Gobierno revisara la legislación al respecto si el Tribunal Supremo rechazaba que las autonomías pudieran aplicar ciertas medidas. 

En una entrevista concedida al canal de televisión La Sexta, Campo ha recordado también que los gobiernos territoriales siempre tienen a su disposición la herramienta de solicitar el estado de alarma, es decir, pedir al Gobierno que decrete el estado de alarma para un territorio concreto y no de forma generalizada.

No obstante, el ministro ha considerado que el “arsenal normativo” que permite que las Comunidades Autónomas puedan aplicar restricciones a los aforos o a la apertura y cierre de comercios, es la primera vía que hay que agotar. También ha opinado que la gran diferencia de la situación sanitaria en las distintas regiones del país hace que haya que establecer criterios específicos en cada región, y no una normativa unificada.

Campo también ha comentado la diferencia de criterios utilizados por los tribunales con respecto a las comunidades autónomas que solicitaron ampliar las medidas restrictivas propias del estado de alarma a lo largo de la semana pasada.

En varios casos, los tribunales autonómicos permitieron la implementación de aquellas medidas, como es el caso de la Comunitat Valenciana y Baleares pero, en otros casos, como en el del País Vasco, se denegaron las medidas a pesar de ser la comunidad con mayor incidencia del virus.

Al respecto, Campo ha reconocido la disparidad de criterios y la ausencia de unificación. No obstante, ha recordado que cuando se revisen los recursos presentados por las Comunidades y, en concreto, menciona la presentada por el gobierno canario, ya que se prevé que sea el primer recurso que se estudie, sí se elaborará un criterio único.