La CUP condiciona el avance de la negociación a la reducción de poder de los Mossos

Carles Riera, número dos de la CUP, pone una condición para seguir negociando con ERC y JxCat el futuro Govern: debatir el modelo de orden público

Los candidatos de la CUP a las elecciones catalanas del 14-F, Carles Riera y Dolors Sabater, en una rueda de prensa en Barcelona, el 16 de febrero de 2021 | EFE/AG

Los candidatos de la CUP a las elecciones catalanas del 14-F, Carles Riera y Dolors Sabater, en una rueda de prensa en Barcelona, el 16 de febrero de 2021 | EFE/AG

Queda poco más de una semana para que ERC, JxCat y la CUP se pongan de acuerdo si quieren formar un nuevo Govern independentista. El 12 de marzo se celebrará la sesión para constituir el Parlament y, aunque Esquerda y los anticapitalistas han encarrilado su alianza, según los cupaires aún se encuentran en fase de negociación y todavía está pendiente hablar de acuerdos.

La CUP ha puesto encima de la mesa muchas condiciones que van desde la expropiación de pisos a grandes tenedores a hacerse con la presidencia de la Cámara catalana. Y, aunque dicen “no tener líneas rojas”, para pasar de negociar a pactar sí han puesto una: debatir el modelo de orden público.

Así lo ha asegurado Carles Riera, número dos de la CUP, que participa en las negociaciones, en una entrevista publicada este sábado por El País.  “Hay tres fases: conversaciones, negociaciones y acuerdos- ha explicado- estamos en camino de negociar y el orden público es una condición necesaria para pasar de fase”.

“Estamos en camino de negociar y el orden público es una condición necesaria para pasar de fase”

Carles Riera, número dos de la CUP

En concreto, la CUP ha hablado de un posible cambio en el modelo policial en el que ni las unidades antidisturbios (BRIMO) ni la Arro (recursos operativos) actúen en los desahucios. Riera, al ser preguntado por si se han echado atrás con esta cláusula ha respondido que se trata de un objetivo de legislatura. “Es un modelo militarizado y agresivo”, ha sentenciado.

La CUP pone el rescate social como principal prioridad

Riera ha destacado el rescate social como su principal prioridad: “Parar desahucios —no hacerlos sin alternativa—-; regular alquileres y una renta básica universal; fortalecer servicios públicos; el pacto antifascista; avanzar hacia la autodeterminación y el cambio de modelo de seguridad en esta legislatura”, ha enumerado.

“El mandato es hacia la autodeterminación y política de izquierdas”

Y ha añadido: “El mandato es hacia la autodeterminación y política de izquierdas”. En este sentido, también se ha dirigido hacia sus posibles socios de Gobierno: “Junts deberá decidir si sigue aplicando políticas neoliberales o e desplaza a la izquierda”, ha apostillado.

Diferencias con ERC en la autodeterminación

Pero, aunque tanto ERC como la CUP presuman de buena sintonía, todavía hay un aspecto que les distancia: la negociación de la autodeterminación con el Estado. “O se va hacia una gestión autonomista, como en los últimos tres años, o se opta por el conflicto democrático con el Estado”, ha asegurado Riera.

Los candidatos de la CUP a las elecciones catalanas del 14-F, Carles Riera y Dolors Sabater, durante una rueda de prensa en Barcelona, el 16 de febrero de 2021 | EFE/AG/Archivo
Los candidatos de la CUP a las elecciones catalanas del 14-F, Carles Riera y Dolors Sabater, durante una rueda de prensa en Barcelona, el 16 de febrero de 2021 | EFE/AG/Archivo

Aun así, el número dos de Dolors Sabater ha dejado claro que la estrategia de diálogo de Esquerra “no es una línea roja”. “La respetamos pero nos parece inútil. El Gobierno nos dice cada día que no quiere hablar de autodeterminación. Pero si vuelven con la maleta vacía deberemos encarar el embate”, ha afirmado.

Solo ponen una condición al respecto: no estarán en la mesa de diálogo si no se habla de referéndum y amnistía. “Si no está en la agenda, nos tendremos que preparar para poder ejercer el referéndum de forma unilateral”, ha aseverado.

“Hemos aprobado leyes para reducir desahucios y regular alquileres y el Constitucional las está anulando. Y el Gobierno ha recurrido el artículo para reducir el IRPF a las rentas bajas. ¿Qué haremos? ¿Obedeceremos al Constitucional o defenderemos derechos?”, ha concluido.