Rovi producirá 1.400 millones de vacunas de Moderna en España para 2022

Los laboratorios españoles fabricarán una tercera parte de los suministros de la vacuna de la farmacéutica estadounidense para abrir mercado en Europa y Asia

La vacuna contra el coronavirus desarrollada por la empresa estadounidense Moderna | EFE/EPA/GC/Archivo

La vacuna contra el coronavirus desarrollada por la empresa estadounidense Moderna | EFE/EPA/GC/Archivo

España se convertirá en uno de los puntos principales para la producción de la vacuna del coronavirus. Los laboratorios Rovi han anunciado que será capaces de fabricar 1.400 millones de dosis del prototipo de Moderna para el año 2022, lo que permitirá abastecer buena parte de los suministros de la farmacéutica a través de su red internacional.

La compañía española ya suscribió un acuerdo de colaboración para convertirse en uno de los socios de preferencia de Moderna en su estrategia de producción a gran escala. Sin embargo, ahora prevé incrementar más del doble sus previsiones iniciales. Sus cálculos solo estimaban que sacarían 600 unidades de la vacuna en el próximo año.

Este subidón en la fabricación está marcado por las inversiones realizadas en la panta que la compañía tiene en Granada y la creación de dos nuevas líneas de producción en las instalaciones de San Sebastián de los Reyes. El objetivo es poder abastecer así mercados como el de la Unión Europea, Reino Unido, Canadá o Asia en la segunda etapa de las campañas de inmunización.

Moderna se convirtió en la segunda farmacéutica de la carrera internacional que recibió el visto bueno de los reguladores sanitarios para distribuir su vacuna, sin embargo no contaba con los mismos recursos que Pfizer. A España, por ejemplo, han llegado apenas 3,6 millones de dosis, frente a las más de 25,2 que ha enviado su principal competidor en el mercado.

Una sanitaria vacuna a un anciano en un Centro de Salud de Zaragoza, el 19 de marzo de 2021 | EFE/JC/Archivo
Una sanitaria vacuna a un anciano en un Centro de Salud de Zaragoza, el 19 de marzo de 2021 | EFE/JC/Archivo

Sin embargo, Moderna dado un paso adelante para incrementar el ritmo de producción y poder alcanzar en 2022 un volumen de 3.000 millones de dosis, de los que más de una tercera parte saldrán de los laboratorios de Lovi en España. El resto se desarrollarán en la planta de Lonza Group de Suiza y en sus centros propios de Estados Unidos.

Aunque la apuesta llega algo más tarde que Pfizer, la llegada masiva de vacunas puede jugar un papel fundamental el próximo año ante la previsible necesidad de aplicar una tercera dosis de refuerzo a los ciudadanos ya inmunizados. La protección de los adolescentes o los acuerdos para llevar las dosis a los países en vías de desarrollo son otras de las dos patas del plan.

Rovi incrementa sus beneficios en el año de la pandemia

El negocio de la vacuna no solo ha beneficiado a Moderna considerablemente sino también a sus principales socios en España. Rovi cerró el 2020 con un incremento del beneficio neto de 61 millones de euros, lo que representa un 55% más que en el ejercicio anterior. El resultado ha sido un reparto de dividendos de 0,38 euros por acción.

Una de las claves de este crecimiento ha sido precisamente su expansión internacional. Las ventas fuera de España se han incrementado un 28% en 2020, incluso antes de este plan masivo de suministro de vacunas que se espera para el próximo año.

Durante el año de la pandemia, la venta de productos farmacéuticos se incrementó un 6%, por encima de la media que marca el sector. La fabricación de productos a terceros (como las vacunas) se disparó un 39%, mientras que la puesta en el mercado de heparinas, que han jugado un importante papel durante la pandemia, subió otro 14%.

Suscríbase a nuestro canal de Telegram para conocer la última hora sobre la pandemia del coronavirus en España, Europa y el mundo.
Carlos Villar