stop

En su lucha contra Spotify, Apple adquirirá Shazam, la app que ayuda a identificar canciones, anuncios y películas

Barcelona, 09 de diciembre de 2017 (11:36 CET)

Shazam, la popular aplicación para móviles que identifica canciones, vídeos, anuncios y películas, y que se hizo popular en todo el planeta con el lanzamiento del primer iPhone, pasará a ser propiedad de Apple. La noticia la reveló el medio especializado Tech Crunch y fue confirmada por el New York Times.

Shazam nació en 1999, mucho tiempo antes de la proliferación de los smartphones y las tablets. En sus inicios, la empresa brindaba un servicio de identificación de música por medio de mensaje de texto, el cual luego evolucionó con la salida al mercado del iPhone, que ayudó a millones de usuarios a reconocer canciones que de otra forma hubieran permanecido como enigmas en su cerebro.

El método es tan sencillo que todavía parece mágico: el usuario escucha una canción en la radio o en un restaurante o en una tienda, abre Shazam, graba el sonido de ambiente con su móvil y en cuestión de segundos la app le dice el nombre de la canción, del intérprete y del álbum, y en la mayoría de los casos presenta los links para escucharlas en servicios como Spotify y Apple Music.

Luego, la aplicación incorporó esta tecnología al mundo del cine, YouTube y la publicidad, para lo cual el usuario debe registrar una fotografía o un vídeo corto del material que quiere que Shazam le ayude a identificar. La novedad le ayudó a Shazam a superar los 1.000 millones de descargas en septiembre de 2016.

El servicio de streaming Apple Music tiene casi el 20% de suscriptores que su competidor, Spotify

La adquisición de Shazam por parte de Apple aún no se ha anunciado públicamente, pero es probable que se oficialice a comienzos de la próxima semana. Fuentes de la industria le dicen a Tech Crunch que el precio rondará los $400 millones, muy por debajo de los $1.000 millones con los que se valoró a la compañía en su última ronda de financiación en 2015.

Shazam ha obtenido financiación de Sony Music, Universal Music y Kleiner Perkins, y los ejecutivos de la industria musical suelen utilizar sus métricas y datos para analizar el impacto de sus productos en el mercado.

No se sabe cómo incorporaría Apple estas tecnologías a sus productos, pero los expertos señalan que la potencial compra de Shazam es un paso más en la cronología de la empresa de San Cupertino en su lucha contra Spotify, el servicio de música por streaming líder en el mundo, del que hace meses se escuchan rumores de una posible salida a la bolsa estadounidense.

Apple compró Beats en 2014 por el precio de $3.000 millones, y sobre ello construyó su servicio de streaming Apple Music, que hasta septiembre de este año contaba con 30 millones de usuarios. Spotify tiene el doble de suscriptores que pagan, y alardea de sus 140 millones de usuarios en total (entre los que pagan y los que no).

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad