El presidente del consejo de administración del grupo VW, Herbert Diess, presenta el SUV eléctrico en el Salón del Automóvil de Shanghái 2019. Foto: Volkswagen AG

El coche eléctrico con el que Volkswagen desafía a Tesla en China

stop

Volkswagen presenta su nuevo SUV eléctrico para China, desafiando a Tesla en el segmento que lidera en el codiciado mercado asiático

Alessandro Solís

Economía Digital

El presidente del consejo de administración del grupo VW, Herbert Diess, presenta el SUV eléctrico en el Salón del Automóvil de Shanghái 2019. Foto: Volkswagen AG

Barcelona, 14 de abril de 2019 (18:19 CET)

Tesla hace alarde de una expansión categórica en China, tras convertirse en el primer fabricante de coches eléctricos en construir una planta sin una asociación con una firma automovilística china. Mientras Elon Musk da el territorio por dominado, la competencia asoma cabeza al principal mercado de coches eléctricos del mundo.

Volkswagen se ha puesto como fecha límite el año 2021 para empezar a vender específicamente en China un todoterreno eléctrico para competir con Model X, el SUV de Tesla que lidera el segmento en el país asiático. VW ha bautizado el coche como ID.Roomzz y avanzó que tendrá siete plazas en tres filas de asientos.

La marca alemana desveló el concepto en la antesala del Salón del Automóvil de Shanghái, que se celebrará del 16 al 25 de abril. Una de las sorpresas fue constatar que el coche tendrá casi 5 metros de largo, lo que le convertirá en uno de los más amplios entre los SUV grandes. El ID.Roomzz tendrá dos motores y una autonomía de 450 kilómetros.

VW dice que el coche eléctrico también tendrá un sistema de conducción autónoma de nivel 4; es decir, que puede desplazarse sin intervención de un conductor, aunque sí con su presencia en condición de precaución. La empresa enmarca este modelo en su plan para fabricar 22 millones de coches eléctricos durante la próxima década.

El interior del SUV eléctrico ID. ROOMZZ. Foto: Volkswagen AG
El interior del SUV eléctrico ID.Roomzz. Foto: Volkswagen AG

VW y Audi combinarán sus operaciones de investigación y diseño en China para hacer posible la llegada del SUV eléctrico en 2021, y el objetivo es empezar a venderlo en otros países más adelante, dentro de una estrategia de la empresa para acelerar la producción de más de 30 coches eléctricos a partir de 2023 para las marcas del grupo.

VW y Tesla buscan conquistar la meca del coche eléctrico

No existe país más atractivo en el mundo para los fabricantes de coches eléctricos que China. Todos quieren estar ahí. Hasta mediados de 2018, casi uno de cada tres coches eléctricos vendidos en el mundo tenían matrícula china, y su numerosa industria automotriz es la que más de estos vehículos produce en el planeta.

El Gobierno chino ofrece subsidios considerables a los ciudadanos para que se hagan con un coche eléctrico, prohíbe la gasolina y el diésel en algunas ciudades, cambia los autobuses viejos por eléctricos siempre que puede, y no permite que se formen nuevas empresas automotrices que solo fabriquen coches de combustibles fósiles.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad