El DroneCatcher capturando un dron intruso en vuelo. Fotografía: Delft Dynamics.
stop

El DroneCatcher está diseñado para capturar drones cuyo vuelo supone un riesgo para personas, instalaciones o para otras aeronaves

Madrid, 19 de junio de 2018 (12:59 CET)

El multicóptero DroneCatcher está diseñado para eliminar con seguridad otros drones o cuadricópteros que vuelan de forma ilegal (por ejemplo, cerca de un aeropuerto) o que pueden suponer un riesgo al volar próximos a instalaciones sensibles o sobre una multitud.

En los últimos años se han dado varios casos de drones de recreo que han puesto en riesgo aeronaves comerciales

El dron de la compañía neerlandesa Delft Dynamics es capaz de operar de forma autónoma. Cuando el radar detecta la presencia de un dron sobrevolando el área protegida el DroneCatcher inicia el vuelo y se digirije al encuentro del intruso.

"Gracias a una serie de sensores a bordo el cañón se mantiene apuntando hacia el objetivo y lanza la red en el momento oportuno", explican. Después el DroneCatcher lleva el dron capturado con la red —que se mantiene unida al DroneCatcher mediante un cable— hasta un lugar seguro. "Si el dron capturado resulta demasiado pesado puede soltarse con un paracaídas para minimizar el impacto contra el suelo."

La idea sin embargo no es nueva: hace un par de años un equipo de la Universidad Tecnológica de Michigan desarrolló un sistema similar que también lanzaba una red para atrapar drones en pleno vuelo y a la vez evitar que cayera a tierra.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad