Ginraw, Barcelona en una botella

stop

Nace la primera ginebra 'gastronómica' creada en la capital catalana

El equipo de creadores de Gin Raw | ED

10 de noviembre de 2014 (18:18 CET)

Un maestro perfumero, un sommelier, un chef y un experto coctelero (mixólogo, según su descripción). Este ha sido el equipo que ha trabajado para poder lanzar al mercado la primera ginebra gastronómica de Barcelona, Ginraw.

Las botellas ya se pueden encontrar en algunas de las tiendas más exclusivas de la capital catalana. Si se quiere degustar, una apuesta segura es bajar al Doble by Paco Pérez, cuya barra está gestionada por uno de los impulsores de Ginraw, Javier Caballero, fundador y director de Liquid Experience.

Elaborada de forma artesanal, la producción inicial es de 5.000 botellas, que se venden a 47 euros. Su diseño ya deja clara la exclusividad del producto, que tiene su propio número para reforzar la imagen de que se consume un producto único, destilado de forma tradicional en un alambique de cobre y a baja temperatura.

Se presenta en formato de 70 cl y tiene un volumen de alcohol de 42,3%. A pesar de ello, su sabor no deja entrever que se trata de una de las ginebras “con una gradación más alta” si se compara con productos del mismo segmento, señala Caballero. “Es clásica pero distinta, más refinada y redonda en boca”, describe.

El chef Xano Saguer asegura que es “muy golosa” y que se puede combinar perfectamente con lo “dulce y ácido”. “Lo que más gusta es mantener el cítrico y potenciarlo”, añade Caballero.

Las tres propuestas que el equipo de Liquid ha creado como un teaser del producto parten de esta base. La primera de ellas es el tradicional gin tonic, la elección del 85% de los consumidores de ginebra. La elaboración de Caballero incluye un twist de lima y una hoja de limonero o de lima kaffir. La mejor tónica para mezclar es la Fever Tree, según el mixólogo.

La carta también incluye un Gimlet, con el mismo twist de lima y jengibre confitado, y el denominado Pink Kiss (beso rosa). En este cóctel se mezcla zumo de piña, sirope de frambuesa y un top de cava. Los pétalos de rosa dan el toque final a una copa que, por ahora, no se incluye en la carta del Doble.

Además de Caballero y Saguer, han participado en la elaboración de Ginray el maître perfumero Rosendo Mateu --“el 90% del sabor proviene de la nariz”, matizan los implicados-- y el sommelier Sergi Figueras.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad