Un coche autónomo de Uber en Tempe, Arizona, donde ocurrió el accidente por el que murió una mujer que cruzaba la calle. Foto: EFE/Uber

Uber reanuda las pruebas con coches autónomos

stop

Más de siete meses después del accidente de un coche autónomo de Uber que quitó la vida a una mujer, la tecnológica pasa página y sigue con sus pruebas

Alessandro Solís

Economía Digital

Un coche autónomo de Uber en Tempe, Arizona, donde ocurrió el accidente por el que murió una mujer que cruzaba la calle. Foto: EFE/Uber

Barcelona, 03 de noviembre de 2018 (17:47 CET)

Hace más de siete meses, en marzo, un coche autónomo de Uber atropelló a una mujer en Arizona, EEUU, en el que fue el primer accidente mortal que se le atribuye a un automóvil de estas características. La empresa estadounidense de VTC (vehículos de alquiler con conductor) dice ahora que está lista para pasar de página y reanudar las pruebas.

Uber inició las rondas de contactos en aras de formalizar los nuevos permisos para realizar pruebas con coches autónomos en el estado de Pensilvania. La compañía se convirtió el viernes en la sexta empresa en presentar un informe de seguridad voluntario a la administración del tráfico de EEUU, informó Reuters.

Menos de un año después de su fatal accidente con un coche autónomo, la tecnológica se compromete a reanudar el periodo de pruebas, ahora con dos empleados en cada vehículo, el frenado automático habilitado y estrictos ejercicios de supervisión de la seguridad de los conductores.

Uber optimiza sus coches autónomos para evitar accidentes

Uber asegura que ahora, a diferencia de marzo, tiene contratado un sistema de monitoreo de los controladores de seguridad de sus coches autónomos, que envían datos en tiempo real y establecen límites en la cantidad de tiempo que los operadores --ahora más capacitados-- pueden trabajar por día.

El accidente propició la elaboración de un informe interno en el que los analistas concluyeron que Uber necesitaba mejorar "el diseño general del sistema de software" de sus coches autónomos. La empresa asegura que ya hizo los cambios pertinentes. "Ahora podemos detectar objetos y actores antes, y ejecutas reacciones seguras más rápido", afirmó.

En junio, la policía de Tempe, Arizona, informó de que el conductor de respaldo al volante del coche autónomo de Uber estaba distraído viendo un programa de televisión en su móvil hasta que el automóvil chocó y mató a una mujer que caminaba por la calle. Las autoridades consideraron que el accidente fue "totalmente evitable".

La automatización ocupa un espacio grande en el calendario del futuro de Uber. La semana anterior, la división Uber Eats fijó para 2021 su servicio de reparto de comida a domicilio con drones.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad