Una aplicación permite encontrar a las mascotas perdidas

stop

Dondo es un dispositivo que se instala en el collar del animal, e informa en el móvil dónde se encuentra o si ha sobrepasado un perímetro determinado

Un perro con el dispositivo Dondo en el cuello.

Barcelona, 10 de abril de 2016 (16:19 CET)

Perder a una mascota y no saber nada de ella es uno de los mayores miedos de los dueños de perros y gatos. Pero este temor puede terminarse gracias a dispositivos con GPS que permiten hallar rápidamente al animal.

Esta es la idea de Dondo, un localizador de mascotas que gracias al GPS que lleva incorporado permite detectar dónde se encuentra el animal con una aplicación instalada en el móvil.

Un mal momento genera la idea

La idea es de tres emprendedores. Uno de ellos, Jorge Escudero, pasó por el mal trago de perder a su perro cuando paseaba por un parque de Madrid. Si bien lo pudo recuperar a las pocas horas gracias al microchip y al posterior llamado de un veterinario, pensó en buscar un sistema alternativo. Pero todo lo que podía encontrar eran localizadores de poco alcance o aparatos de radiofrecuencia, como los que utilizan los cazadores.

Junto con Carlos Bustamante y Héctor Alfonso desarrollaron la idea de un rastreador más económico y eficaz. Tras un año de investigaciones, a fines de 2015 lanzaron Dondo.

Un pequeño localizador

El dispositivo, con materiales comprados en China para bajar costes, consiste en un artilugio de 34 gramos con un chip de localización, y con una batería que dura de uno a tres días. Este aparato se coloca en el cuello o arnés del animal, y gracias a una aplicación gratuita en el móvil se puede conocer su posición en tiempo real. Además, permite establecer un perímetro de seguridad, que avisa cuando el animal lo sobrepasa.

Por ahora se comercializa en Madrid y alrededores, pero ya están recibiendo pedidos de otras tiendas veterinarias de España. El crecimiento del producto ha llevado a estos tres emprendedores a desarrollar otros prototipos de localizadores que se podrían utilizar en niños y ancianos.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad