Los contagios y fallecimientos semanales se reducen por primera vez en dos meses

El presidente valenciano, Ximo Puig, mantiene el plan de restricciones pese a la mejoría epidemiológica tras la tercera oleada

Un sanitario traslada a un enfermo en el Hospital Clínico de Valencia. EFE/ Kai Försterling

Un sanitario traslada a un enfermo en el Hospital Clínico de Valencia. EFE/ Kai Försterling

La pandemia ha dado esta semana un ligero respiro a la Comunidad Valenciana, después de dos meses consecutivos en los que la curva epidemiológica no ha parado de crecer. La región ha cerrado la primera semana de febrero con un descenso de los contagios, los fallecidos y las hospitalizaciones. Un fenómeno inédito desde que se desencadenó la tercera oleada.

El último informe epidemiológico ha registrado el fallecimiento de 52 personas más por Covid-19 en las últimas 24 horas, lo que eleva el número de decesos hasta los 621 (286 en la provincia de Valencia, 263 en Alicante y 72 en Castellón) a lo largo de la semana. Es un 7,45% menos que los siete días anteriores, aunque todavía deja un dramático impacto.

Los datos son esperanzadores si tenemos en cuenta que esta miércoles se alcanzó el récord en el número de muertos por coronavirus diarios en lo que va de pandemia con un total de 112 fallecidos.

Las buenas noticias epidemiológicas también se han sentido en el número de contagios que se han reducido esta semana un 33%. En estos siete días se han sumado 36.181 nuevos casos positivos a las listas, lo que supone una caída de 17.815 con respecto a la anterior.

La media diaria queda en 5.169 contagiados, frente a los 7.714 que se alcanzaron en los siete días precedentes. Un indicador que anticipa un posible descenso del impacto en el sistema sanitario a medio plazo.

Las hospitalizaciones dan una tregua a la Comunidad Valenciana

Otro de los datos rescatables del balance semanal es el descenso de las hospitalizaciones, un indicador que suele determinar la puesta en marcha de restricciones para evitar un colapso sanitario. Los hospitales valencianos han terminado la semana con 3.651 pacientes de Covid-19. Son 843 menos que la anterior, lo que supone una caída del 18,7%.

El inicio de febrero ha permitido dejar atrás el umbral de los 4.000 enfermos de coronavirus ingresados en la Comunidad Valenciana, un récord que se alcanzó durante enero y que puso en jaque a todo el sistema sanitario.

La mejoría también se ha sentido en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) que han reducido cuatro puntos su ocupación hasta el 58,9%, aunque todavía sigue siendo la segunda nota más alta de toda España, solo por detrás de La Rioja.

Ximo Puig descarta rebajar las restricciones de la Covid-19

A pesar de esta pequeña luz al final del túnel, el presidente valenciano, Ximo Puig, ya ha advertido este domingo que no se plantea por el momento rebajar el actual plan de restricciones para hacer frente a la pandemia. «No lo veo», ha admitido el líder socialista.

El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, descarta rebajar el plan de restricciones por la Covid-19 / EFE
El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, descarta rebajar el plan de restricciones por la Covid-19 / EFE

«A pesar de que los datos son más positivos, continúa habiendo una gran presión hospitalaria y miles de contagios«, ha explicado.

La incidencia acumulada del coronavirus se ha reducido 241 puntos en la última semana pero sigue en los 1.190 casos por cada 100.000 habitantes. Es el dato más elevado de toda España y casi seis veces el umbral de riesgo extremo establecido por el Ministerio de Sanidad.

«Estamos mejor que estábamos, pero no estamos en un buen momento», ha recordado Puig.