Lidl lanza un ‘mini gimnasio’ para ejercitar piernas, brazos y tronco por 49,99 euros

La cadena alemana de supermercados incorpora una nueva máquina reducida para hacer ejercicio que activa piernas, caderas, glúteos, hombro, espalda, pectorales y bíceps.

Entrados ya en el mes de abril, podemos confirmar que la operación bikini está en marcha. Por delante quedan algo más de tres meses para recuperar la forma física perdida durante las Navidades, tonificar los músculos y perder los kilos de más que hemos ganado en un año marcado por el sedentarismo de la pandemia.

El reto este año es todavía mayor, si tenemos en cuenta que los meses de verano pueden ser los primeros de la nueva normalidad, gracias al avance de la campaña de vacunación contra la Covid-19.

Imagen promocional del aparato de gimnasia de Lidl

Sin embargo, practicar ejercicio no es igual de sencillo que antes. Muchas personas han decidido prescindir de sus suscripciones a los gimnasios para evitar el contacto con el resto de los usuarios y no tener que ponerse la mascarilla cuando corren en la cinta mecánica o levantan pesas.

Como es habitual en estas fechas, las empresas del sector del deporte ya han comenzado su campaña de promociones de cara al verano. Este año se suman también los supermercado que quieren explotar el tirón de los productos deportivos, que ya se convirtieron en un boom durante el confinamiento domiciliario.

Imagen promocional del aparato de gimnasia de Lidl

Lidl ha confiado su estrategia a un nuevo aparato: el Swing Stepper. Se trata de un pequeño aparato de entrenamiento diseñado para ejercitar prácticamente todas las partes del cuerpo, desde las piernas, caderas y glúteos, hasta hombros, espalda, pectorales o bíceps.

El Swing Stepper activa todo el cuerpo gracias a su juego de pedales y gomas

El aparato incorpora unos pedales para poder poner en forma la parte inferior del cuerpo con ejercicios sencillos de movimiento de las piernas. Paralelamente, cuenta con un juego de gomas que llegan hasta los brazos. Así se podrá activar la parte superior.

Imagen promocional del aparato de gimnasia de Lidl

Su pantalla LCD te ayuda a preparar tu entrenamiento, igual que las de cualquier máquina profesional de un gimnasio. Incluye un contador digital sobre el consumo de calorías, el tiempo de entrenamiento o el número de pasos.

Lidl lo promociona por un precio de 49,99 euros, prácticamente lo que cuesta la primera suscripción mensual en cualquier gimnasio de barrio. Eso sí, su coste bajo no implica que hayan escatimado en materiales. Las cintas elásticas se han diseñado para tener una longitud regulable y los mosquetones de metal son resistentes para garantizar la sujeción segura.