Lidl pone a la venta 10 luces LED con almohadillas adhesivas para el espejo

La cadena alemana de supermercados incorpora un juego de luces para el espejo con tres tonalidades: cálido, neutro y frío

Lidl

Lidl

Que tu baño luzca como el camerino de un teatro de Broadway ya es posible. Los amantes de la decoración de interiores sabrán que lograr una atmósfera especial en un lavabo no es algo sencillo. La clave está en los pequeños detalles, desde el color de las toallas hasta el diseño de los platos que sujetan la pastilla de jabón. Pero sí hay algo que marca la diferencia definitiva eso son las luces. Su color, temperatura e intensidad juega un papel determinante.

Para hacer esta tarea más sencilla, Lidl ha lanzado un juego de luces para el espejo del baño que emula a los característicos diseños de las películas clásicas de Hollywood pero por un precio mucho más asequible. El paquete con 10 bombillas diferentes cuesta apenas 14,99 euros, lo que lo hace accesible en cualquier pequeña inversión de reforma.

La clave de este dispositivo es su sistema de almohadillas que te permitirá colocar en el punto que quieras del cristal cada una de las esferas de luz. Así se logra una fuente de luz homogénea que revele por diferentes ángulos cada uno de los detalles del rostro cuando te miras al espejo. La misma técnica que usan maquilladores y peluqueros.

Imagen promocional de las luces para el espejo del baño de Lidl.

Las bombillas tienen tres tonos de color: cálido, neutro y frío

Las bombillas vienen con un color ajustable para que puedas optar por la tonalidad que más se adapte al tipo de diseño de tu baño. Puedes jugar con los colores blanco cálido, neutro y frío. Una estancia con muebles grises minimalistas siempre lucirá más con una intensidad fría, mientras que un baño tradicional con decoración familiar gana con las más cálidas.

Las luces funcionan conectadas de forma tradicional a la corriente eléctrica gracias a un cable de alimentación de hasta 1,5 metros de extensión, que te permitirá mantenerlo escondido incluso cuando el enchufe se encuentre algo alejado del espejo.

Imagen promocional de las luces para el espejo del baño de Lidl.

Las luces utilizan una tecnología LED que se ha convertido prácticamente en algo imprescindible en cualquier instalación eléctrica si queremos ahorrar en la factura de la luz y ya de paso contribuir a mejorar el medioambiente. Un total de 120 pequeños ledes de bajo consumo y larga duración se encuentran en su interior.