Amper se lo pule todo y pide auxilio financiero a Renta 4

stop

Desde que hace un año evitara el concurso de acreedores con el acuerdo de financiación, la tecnológica no ha cesado de ampliar capital para cumplir con el pacto y de pedir préstamos para financiar proyectos

El presidente de Amper, Jaime Espinosa de los Monteros

Madrid, 13 de junio de 2016 (01:00 CET)

Amper, la empresa tecnológica presidida por Jaime Espinosa de los Monteros, sigue insaciable a la hora de recabar financiación para fortalecer el capital circulante con el que atender los numerosos contratos firmados tras cerrar hace un año el acuerdo de refinanciación, finalmente homologado por el juez en septiembre de 2015. 

Un acuerdo que supuso refinanciar 120 millones de euros, de los que 90 se convertirían en acciones y los 30 restantes se mantendrían como préstamo garantizado. Y que le obliga a ampliar capital cada dos por tres.  

De 2,2 a 35 millones de capital

En los últimos doce meses lo ha hecho ya hasta en tres ocasiones, para elevar el capital de 2,2 a los actuales 35 millones, y deberá hacerlo todavía en varias ocasiones más hasta convertir en acciones los 90 millones de euros de deuda pactados. 

Mientras consolida el pacto con sus acreedores, Amper intenta levantar el vuelo para cuplir con los objetivos marcados en el plan estratégico 2015-2017. De momento, la cosa parece haber entrado en una senda de crecimiento sostenido.

Mejores resultados

Al cierre del primer trimestre, lograba que su ebitda superara los 1,1 millones, quintuplicando el que se registraba un año antes, cuando todavía la empresa se hallaba en preconcurso y sin acuerdo de refinanciación. Un resultado bruto de explotación que le permitió ganar algo más de 2,2 millones de euros, mejorando las pérdidas de casi 4 millones registradas al cierre del primer trimestre de 2015. 

Pero, claro, para seguir con esta tendencia al alza, todo pasa por aumentar la cartera de pedidos de manera exponencial, que una vez acometidos ofrecen la cara amable en forma ingresos, pero que, antes, requieren de financiación para su puesta en marcha, de la que Amper carece. 

47 millones en proyectos

En este sentido, a marzo de 2016, lograba sumar una cartera de proyectos en firme, ejecutables en los próximos meses, cercana a los 47 millones de euros, frente a los 41,4 millones del mismo periodo del ejercicio anterior. 

En España, lograba pedidos por casi tres millones con el nuevo catálogo de productos para el despliegue de la fibra óptica en la última parte de la red, firmaba un contrato con Telefónica para la modernización tecnológica de integradores, otro con Aena para renovar el sistema de comunicaciones móviles del aeropuerto de Santander, y otro con la Guardia Civil para garantizar la cobertura tecnológica de la frontera sur de la Unión Europea, en el marco del Sistema Integrado de Vigilancia Exterior (Sive). 

Y lo mismo ha sucedido en Latinoamérica, donde Amper ha centrado sus esfuerzos en Perú, Costa Rica, Colombia, Honduras y Panamá, países en los que se ha adjudicado contratos por unos 4 millones de dólares, unos 3,8 millones de euros. 

Préstamos por 20 millones

Para financiar todos estos proyectos, Amper firmaba el pasado mes de octubre sendas líneas de crédito. Primero, con el fondo Fore Research – su mayor accionista y tenedor de más de la mitad de la deuda financiera– por un importe de diez millones de dólares, con vencimiento a finales del presente mes de junio. Y después, otra, por seis millones de dólares, con el grupo multinacional francés Alcatel-Lucent.

Ahora ha sido Renta 4 el banco en el que Amper se ha fijado para cubrir sus nuevas necesidades financieras. Será a través de una línea de capital por un máximo de 4 millones de euros durante un máximo de un año –el equivalente al 5% del capital social de la empresa presidida por Espinosa de los Monteros–, por la que la tecnológica tendrá el derecho, pero no la obligación, de requerir de Renta 4 que suscriba uno o varios aumentos del capital.

Para consolidar el acuerdo, el banco suscribirá un contrato de préstamo de valores de acciones con uno o varios de los accionistas de la sociedad.

En este sentido, las sociedades Catalectic y Emilanteos, vinculadas al presidente de Amper, han accedido a actuar inicialmente como los prestamistas de las acciones, sin percibir remuneración y limitándose a recibir el mismo número de acciones ordinarias facilitadas en el préstamo.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad