Banc Sabadell aprobará las prejubilaciones con cuentagotas

stop

La entidad y los sindicatos siguen en negociaciones para reducir el impacto del ERE temporal

29 de agosto de 2013 (20:20 CET)

Un abismo separa a dos partes implicadas. De un lado, 11 sindicatos representan a los trabajadores de Banc Sabadell. En frente, los portavoces de la entidad que preside Josep Oliu. El motivo de la reunión: negociar el expediente de regulación de empleo temporal (ERTE), que ha planteado la empresa. Y tras el encuentro, una novedad. El Sabadell ha abierto la puerta a posibles prejubilaciones y bajas incentivadas, pero con cuentagotas.

“Analizaremos las propuestas de los sindicatos y en algunos casos individuales se estudiará la posibilidad de aplicar este tipo de bajas”, señalan fuentes de la entidad.

Reducir costes


Las diferencias entre ambas posturas es clara. Los representantes sindicales buscan la manera de evitar el ERTE y, si no es posible, reducir su impacto en la mayor medida posible. Mientras, Banc Sabadell reitera la necesidad de disminuir los costes y opta por cerrar oficinas, lo que afectará a parte de la plantilla. Aunque, asegura la compañía, se ha optado por la vía que considera “menos traumática”, ya que garantiza los puestos de trabajo.

Este miércoles, la entidad anunció su intención de adelgazar la red comercial de Catalunya con 121 oficinas menos este año y otras 37 el próximo. Además, propuso que 355 trabajadores se fueran al paro cada semestre durante dos años.

Negativa sindical

Esta decisión, sin embargo, ha chocado y de frente con los sindicatos, quienes aseguran que la medida acabará afectando a 1420 empleados y todo pese a que los resultados económicos de la entidad no son negativos.

“Creo sinceramente que tienen excedente de plantilla por las distintas fusiones. No vemos ningún motivo sólido para que la entidad tenga que presentar un ERE temporal porque la morosidad es inferior a la media del sector y los últimos resultados trimestrales han sido positivos. No nos creemos que todo esto sea para ahorrar los 20 millones que nos han dicho”, asegura el secretario general de UGT- Banc Sabadell, Óscar Fernández.

En la misma línea se muestra Comisiones Obreras (CCOO). “Hemos propuesto alternativas mejores que irse una parte de la plantilla al paro. Además, en Barcelona la carga laboral es impresionante y se ha extendido en la mayoría de los casos la jornada laboral por lo que se necesita más gente, no menos”, detalla la portavoz del sindicato, María García.

Prejubilaciones al estilo CAM

La plantilla insiste en la opción de la prejubilaciones, bajas voluntarias y traslados. Según apunta CCOO, hay 300 trabajadores en Catalunya mayores de 57 años. “Si han podido llegar a un acuerdo en la CAM con cientos de prejubilaciones, también se puede hacer aquí”, matiza García.

De momento, ambas partes volverán a reunirse la próxima semana. De no haber acuerdo, se abrirá el periodo de consultas que prolongará las negociaciones otros 15 días.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad