Benetton da su brazo a torcer: pagará a los afectados por el colapso de Rana Plaza

stop

DOS AÑOS DESPUÉS DEL SUCESO

El edificio Rana Plaza colapsó en enero de 2013

en Barcelona, 27 de febrero de 2015 (13:02 CET)

Benetton ha prometido que contribuirá en el programa internacional de ayuda a los afectados por el desplome del edificio Rana Plaza en Bangladesh hace dos años. "Pedimos a la compañía que haga lo moralmente correcto e indemnice con compasión", ha manifestado el secretario general del sindicato mundial IndustriALL, Jyrki Raina. 

La firma de moda italiana aún no ha aclarado en cuánto se concretará su ayuda. IndustriALL y UNI Global Union se quejan de la inexistencia de esta cifra. "Benetton dice que un tercero independiente, reconocido mundialmente, asesorará a la empresa, pero se niega a revelar su identidad", reivindican. 

Intento de aplazar el pago 

Los sindicatos también han mostrado sus reparos en que la firma de moda intente "aplazar de nuevo su pago". Las centrales recuerdan que Benetton intervino inicialmente en los acuerdos de indemnización de Rana Plaza que recibieron el visto bueno de las Naciones Unidas, pero se descolgó de la negociación cuando se propuso crear un fondo fiduciario para compensar a las víctimas. 

Fue la única marca internacional que producía en el edificio siniestrado que ha evitado realizar una aportación económica tras la tragedia. 

1.027 fallecidos

Rana Plaza era el nombre de un edificio que albergaba varios talleres de costura y factorías textiles en Bangladesh que se incendió y derrumbó el 24 de abril de 2013. La cifra de fallecidos ascendió a las 1.027 personas. La investigación mostró las pésimas condiciones laborales, que propiciaron el elevado número de víctimas mortales al no poder salir del edificio.

Además de Benetton, fabricaban en las instalaciones marcas como Primark, Monsoon, DressBarn o El Corte Inglés. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad