El Paseo de Gracia es el epicentro del turismo de compras internacional en Barcelona y Cataluña. /EFE

Los disturbios del ‘procés’ frenan el turismo de compras tax free

stop

El crecimiento del turismo de compras en Barcelona cayó cinco puntos en el último trimestre de 2019 por los disturbios ciudadanos

Josep Maria Casas

Economía Digital

El Paseo de Gracia es el epicentro del turismo de compras internacional en Barcelona y Cataluña. /EFE

Barcelona, 14 de enero de 2020 (14:11 CET)

Los disturbios callejeros registrados en Barcelona el pasado otoño, a raíz de la sentencia del procés, provocaron una “desaceleración” en el sector de turismo de compras tax free. El crecimiento de las ventas cayó entonces cinco puntos, según precisó este martes Luis Llorca, director general de Global Blue España, el primer operador internacional de tax free.

Pese a la desaceleración registrada en el último trimestre del año pasado, los ingresos por turismo de compras tax free en Barcelona crecieron en 2019 un 18% en comparación con el ejercicio anterior, según el barómetro elaborado por Global Blue.

El epicentro de este sector en Barcelona está localizado en el paseo de Gràcia, que concentra un tercio de las ventas tax free en España y dos tercios de las de Cataluña. Los turistas internacionales que efectúan compras elevadas tramitan el tax free para recuperar el IVA.

Llorca evitó, en todo caso, generar alarmismo por el vandalismo de los meses de octubre y noviembre a pesar de la “desaceleración” que supuso en crecimiento de este sector. El director general de Global Blue se refirió en este punto al atentado terrorista de las Ramblas de 2017, que también tuvo un impacto, y concluyó que "no son un elemento estructural”.

Según los datos de Global Blue, la actuación de los chalecos amarillos franceses provocó un mayor impacto en el turismo de compras de París (con caídas de 10 puntos) que el que causaron los agitadores de Barcelona precisamente por la duración en el tiempo de sus acciones.

Crecimiento de doble dígito

Los comercios del paseo de Gracia de Barcelona se han recuperado y esperan que el crecimiento para este 2020 también sea de doble dígito, según señaló Llorca.

El incremento de los ingresos del turismo de compras en Barcelona está impulsado por ciudadanos asiáticos como los coreanos, hongkoneses y, especialmente, los chinos. Las compras de estos últimos crecieron el año pasado un 16%, que les consolidó en la principal nacionalidad por gasto en shopping. En cambio, las compras de viajeros rusos solo crecieron un 6% por culpa de la debilidad del rublo.

Llorca advirtió que España debe hacer un esfuerzo para atraer a viajeros del Golfo Pérsico, que son los principales compradores en Londres incluso por delante de los chinos. Insistió en la necesidad de adoptar estrategias para atraer a sus turistas.

España también debe ponerse las pilas para captar lo que se denomina “turismo de élite”, que son los ciudadanos internacionales que han gastado más de 40.000 euros en shopping en los dos últimos años.

Llorca indicó que la promoción del turismo de compras que se realiza en España carece de coordinación. Cada ciudad tira por su cuenta, cuando los viajeros de largo radio no perciben las ciudades españolas como diferenciadas y, con frecuencia, ni siquiera los países europeos.

El director de Global Blue afirmó sobre Barcelona que en la ciudad “hay hueco” para hoteles de cinco estrellas en los que se alojan los turistas que se gastan fortunas en las compras tax free. En este sentido, el concejal Xavier Marcè, que intervino en la presentación del barómetro de Global Blue, recordó que no entra en las previsiones que la ciudad crezca en plazas hoteleras. La moratoria del gobierno de Ada Colau lo impide.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad