El presidente de ACS, Florentino Pérez; el consejero delegado de Atlantia, Giovanni Castelluci, y el presidente de Abertis y Hochtief, Marcelino Fernández Verdes, cuando anunciaron la compra de Abertis. EFE/Emilio Naranjo

ACS vende autopistas en EEUU (y se olvida otra vez de Abertis)

stop

El grupo presidido por Florentino Pérez ingresa casi 400 millones de euros al vender la mayoría de su participación en una autopista en Florida

Economía Digital

El presidente de ACS, Florentino Pérez; el consejero delegado de Atlantia, Giovanni Castelluci, y el presidente de Abertis y Hochtief, Marcelino Fernández Verdes, cuando anunciaron la compra de Abertis. EFE/Emilio Naranjo

Barcelona, 10 de diciembre de 2019 (19:23 CET)

Sale a la luz otro caso que confirma que Florentino Pérez no termina de apostar por Abertis. Después de vender la mayoría de sus autopistas españolas a un fondo –en lugar de traspasarlas a la gestora que conforma junto con la italiana Atlantia–, su empresa ACS ha vuelto a hacer lo mismo, pero esta vez en Estados Unidos. Ha vendido la mayor parte de su participación en la sociedad concesionaria I-595 Express en el estado de Florida.

Atrás han quedado todas las promesas de sinergias, inversiones y proyectos conjuntos que ACS, su filial alemana Hochtief y Atlantia prometieron tras comprar Abertis, hace más de un año. Entonces, los acuerdos hablaban, por ejemplo, de traspasos de autopistas en Latinoamérica y España, pero al final ACS ha hecho caja vendiendo al mejor postor y cobrando más de lo que previsiblemente hubiera cobrado con traspasos a Abertis.

Grupo ACS ha informado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) de una operación para vender tres cuartas partes de su participación del 50% en la autopista estadounidense a su socio en la concesionaria, Teachers Insurance and Annuity Association of America. Según los datos ofrecidos al regulador, la empresa de Pérez ha cobrado casi 400 millones de euros, pues la empresa está valorada en 1.060 millones.

El interés de ACS en la concesión de la I-595 Express cae hasta el 12,5% tras esta operación y la empresa ha afirmado que "continuará gestionando el día a día a través de un contrato de servicios firmado con el comprador". Además, a partir de 2024 realizará la totalidad de la operación y mantenimiento de la autopista a través de una empresa operadora hasta el final del contrato de concesión.

"Con esta transacción, el Grupo ACS consolida su inversión en los proyectos que tiene en cartera en Norteamérica, fortaleciendo aún más su posición estratégica en dicho mercado", añade la empresa en el hecho relevante remitido a la CNMV, en el que también dice que gestiona una cartera de 16 proyectos en Norteamérica por importe de más de 19.000 millones de euros.

Peaje en sombra

A finales de noviembre, ACS, a través de su filial Iridium, suscribió con el fondo Hermes Infraestructure un contrato de compraventa del 74% del capital de una compañía que tendrá la totalidad de las participaciones que el grupo tenía en sesis concesiones de peaje en la sombra en España. La compañía de Florentino Pérez mantendrá una participación del 26% y continuará encargándose de los activos.

El grupo ingresó 703 millones de euros por la operación.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad