La Fiscalía acusa de estafa a la antigua propietaria de Chupa Chups

stop

JUDICIAL

03 de octubre de 2012 (12:51 CET)

La Fiscalía de Delitos Económicos de Barcelona ha presentado este miércoles una querella contra la antigua dueña de Chupa Chups, Marta Bernat Serra, por estafar presuntamente 1,3 millones de euros a Hacienda.

Según consta en la demanda, la acusada realizó “un artificioso negocio jurídico consistente en documentar una fingida relación arrendataria de su propia vivienda habitual”. Está acusada de un delito contra la Hacienda Pública en grado de tentativa.

Sociedades

Bernat Serra controlaba dos sociedades a través de las cuales realizó la artimaña judicial, Serrasbu y Piblat Zone. El fiscal jefe de asuntos económicos, Francisco Bañeres, narra en su escrito que la empresaria firmó un contrato con Piblat Zone por arrendar una vivienda situada en la parte alta de la capital catalana.

En él, la sociedad le cedía “el uso de la casa y atender cuantos gastos de mantenimiento, limpieza, seguridad, reposición de enseres, etc...” por una renta de 13.000 euros mensuales. “La querellada se pagaba a sí misma”, afirma el auto judicial.

La presunta estafa


La acusada se trasladó a ese inmueble en 2006 junto a su familia. Era la vivienda habitual de la familia Bernat y, a la vez, la sede social de Piblat Zone. Además, la fiscalía de Barcelona descubrió que la vivienda estaba inscrita como si fuera una “casa rural, apartamento turístico y otros establecimientos con prestaciones asimiladas a las hoteleras”.

Desde ese momento, la acusada “no dudó en deducir el IVA soportado de todas aquellas compras, servicios y suministros relacionados con la vivienda en cuestión producidos durante el periodo 2006-2009”. Una operación que le reportó “la nada desdeñable cifra de 1.387.647,54 euros, la cual no le ha sido hecha efectiva por la Agencia Tributaria”.

La querella también destaca que Bernat Serra “evitó situarse en la posición de consumidor final que la hubiera conducido a tener que soportar el IVA de sus adquisiciones”. Entre 2006 y 2009 la empresaria también realizó otras operaciones inmobiliarias con Piblat, “las cuales fueron arrendados a terceros pero ninguna en esa condición de arrendamiento con servicios complementarios”.

'Family office'

Marta Bernat Serra es hija de Enric Bernat, el fallecido fundador de Chupa Chups. Junto a sus cuatro hermanos (Xavier, Ramon, Marcos y Nina) vendió también en 2006 la famosa marca del caramelo con palo a uno de los líderes mundiales del sector, la empresa italiana Prefetti Van Melle.

Nunca se hizo público el montante total de la operación, aunque se especuló con que los hermanos Bernat ingresaron más de 400 millones de euros.

Actualmente los cinco hermanos conforman el holding Bernat Family Office. Su activo más importante es la Casa Batlló, un inmueble del que son propietarios desde 1994. También están presentes en el sector del capital riesgo, han invertido en Nauta Capital, entre otros.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad