Martín Cabiedes: "Madrid debe volcarse con todo a favor de Barcelona"

stop

ENTREVISTA

El inversor Luis Martín Cabiedes

Barcelona, 24 de julio de 2015 (22:49 CET)

Las empresas tecnológicas le buscan. Invierte en aquellos proyectos que casan con su forma de entender el negocio en Internet, y sabe que en muchos de ellos no tendrá éxito. Pero su experiencia le avala: ha realizado más de sesenta inversiones en startups, entre ellas Ole, Myalert, Acceso, Privalia, Trovit, Offerum, Blablacar y Tiendeo. Luis Martín Cabiedes habla claro y considera que "se debe regar aquello que ya está verde, porque hacerlo en zonas secas, al final, sirve de poco".

A Martín Cabiedes Barcelona le encanta. Tiene una reunión, breve, otra más larga, analiza un plan de inversiones, aconseja a unos jóvenes emprendedores, pero tiene siempre tiempo para vertir sus reflexiones sobre la gran transformación que vive la economía, en una entrevista con Economía Digital.

Una burbuja en Internet

Su primera idea es que los políticos, las administraciones, deberían tener claro que la nueva economía, las empresas tecnológicas, no salvarán el país. "Si un país va mal, se debe intentar que remonte la economía, el conjunto de la economía, y si ésta va bien, es evidente que se generarán empresas de distintos sectores, pero la economía de Internet no es la solución al desempleo", asegura. Es decir, Martín Cabiedes sostiene que "se ha creado una burbuja con los negocios de las startup".

Según él, un experto inversor, "eso se debe a dos motivos, uno por la poca solidez de algunas inversiones y valoraciones, pero otro por un factor más peligroso, y es el sinsentido y la tontería que ha envuelto el emprendimiento, porque se ha mitificado la figura del emprendedor, convertido en parte del espectáculo, y en un 'levantador' de financiación, cargando de forma injustificada sobre los hombros de las startups la solución al desempleo", sentencia.

Ganar "debe ser más ventajoso"

Con esa máxima, Martín Cabiedes insiste en que los gobiernos deben ejercer sus responsabilidades para levantar una economía, y facilitar que puedan existir más negocios, que animen a los ciudadanos, en general, a asumir riesgos. Lo cuenta con fruición en el libro que acaba de publicar, ¿Tienes una startup? Todas las claves para conseguir financiación, (Gestión, 2000). La idea que transmite no puede ser más clara: "Lo que hay que impulsar es que sea mucho más ventajoso ganar".

Es decir, que la posibilidad de ganar mucho, lleve a los emprendedores a asumir riesgos, y eso pasa por recuperar "las opciones sobre acciones, porque es la manera de que un inversor se arriesgue en un proyecto, para recuperar luego el dinero, si ve que puede ser interesante". En eso mantiene una línea similar a la de Agustín Cordón, el director general de Fira de Barcelona y vicepresidente de la Mobile World Capital.

El grupo Intercom y las escuelas de negocio

Y esos riesgos, los de inversores como él mismo, se asumen con mayor convicción en ecosistemas ya establecidos. Y aquí, preguntado sobre España, Martín Cabiedes no duda: "Barcelona es la ciudad en España que mejor lo ha hecho y se debe apoyar, Madrid debe volcarse con todo a favor de Barcelona, porque los esfuerzos no se pueden dividir, no se puede crear una especie de Silicon Valley en cada ciudad", añade.

Cabiedes, licenciado en Filosofía por la Universiadd Complutense de Madrid, MBA por el IESE, se dedica ahora a invertir a través de su propio fondo de Venture Capital, Cabiedes and Partners. Pero mantiene su labor docente en el IESE, y ello le lleva a responder sobre los motivos de esa elección por Barcelona.

"Ser pionero tiene enormes ventajas, y Barcelona fue la primera ciudad, en gran medida por el trabajo de Antonio González-Barros, fundador del Grupo Intercom (Softonic, eMagister o Infojobs), porque hay mucha gente que te encuentras que estuvo relacionada en mayor o menor medida con aquel grupo, y luego las escuelas de negocio, Esade o IESE han sido determinantes", asegura.

Estados Unidos es "otro mundo"

Esa idea sobre las ventajas de un ecosistema nos podría llevar a otra realidad, sobre la situación política y económica en España, sobre el debate que genera el modelo de financiación de las comunidades autónomas, pero Martín Cabiedes no quiere entrar en un terreno demasiado espinoso. Lo suyo son los negocios de Internet, y los emprendedores lo saben. Le buscan, le llaman.

Y remacha que España no está, en su conjunto, especialmante mal respecto a las startups, que su posición es la adecuada respecto a su PIB, y que no sirve compararse con Estados Unidos. "Lo que ocurre allí es de otro mundo, sin parangón".  

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad