Miguel Sebastián denuncia a BBVA por el espionaje de Villarejo

Miguel Sebastián denuncia a BBVA por el espionaje de Villarejo

stop

El exministro socialista solicita a la Audiencia Nacional personarse como acusación en el 'caso Villarejo'

Barcelona, 25 de febrero de 2019 (14:22 CET)

El exministro socialista Miguel Sebastián ha solicitado al juez de la Audiencia Nacional, Manuel García Castellón, personarse como acusación en el caso que investiga las actividades del comisario José Manuel Villarejo y el espionaje que habría perpetrado para BBVA.

De acuerdo a las grabaciones y la documentación difundida el pasado mes de enero por Moncloa.com y El Confidencial, Miguel Sebastián habría sido uno de los espiados por Villarejo.

Al parecer, el ex alto cargo socialista fue espiado por un encargo de la entidad financiera, que quería parar el asalto a su consejo de administración que estaba fraguando la constructora Sacyr, en teoría, en connivencia con el Gobierno que presidía entonces José Luis Rodríguez Zapatero.

Es por eso que el exministro ha registrado un escrito ante el Juzgado Central de Instrucción número 6 de la Audiencia Nacional. Allí, según Voz Pópuli, se denuncia que Sebastián habría sido objeto de "seguimientos y vigilancias continuadas". La defensa del exministro ha señalado que "incluso se llegó a construir un falso relato en torno a su persona con el propósito de desacreditarlo ante los demás e intentar torcer su voluntad".

El "mayor escándalo de corrupción corporativa"

La personación en la causa ha sido canalizada por el despacho del también exministro socialista Francisco Caamaño. El exministro defiende que las escuchas estarían violando la intimidad personal y profesional y que podría haberse vulnerado la confidencialidad de algunas informaciones.

El escrito presentado por Sebastián sostiene que "el examen de todos los materiales hasta ahora conocidos pone de manifiesto que estamos ante unos hechos especialmente graves". Y, siguiendo la documentación presentada a instancias judiciales, los hechos, de resultar finalmente probados, "podrían constituir el mayor escándalo de corrupción corporativa de la democracia española".

El exministro cree que "se habrían utilizado recursos del BBVA para la defensa de posiciones internas de poder en perjuicio de los accionistas minoritarios". Con este dardo, Sebastián mete presiónante la próxima junta general de accionistas del banco, que se celebrará el 15 de marzo. Y es que este argumento podría utilizarse en el turno de ruegos y preguntas por parte de los accionistas.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad