Nestlé se estanca en el mercado europeo

stop

La compañía apenas crece el 0,8% más en el viejo continente, mientras en el resto de mercados lo ha hecho más de un 2%

Nestlé España tiene su sede en Esplugues de Llobregat (Barcelona)

13 de febrero de 2014 (13:25 CET)

Nestlé avanzaba en mayo de 2013 que su objetivo era mantener la cuota de mercado en España. Y a juzgar por sus resultados del último ejercicio, esa ha sido la tónica en el conjunto de Europa. El crecimiento de la compañía a nivel mundial ha alcanzado el 4,6% más. Pero en el viejo continente, el porcentaje se ha estancado hasta el 0,8%, hasta los 12.737 millones de euros.

El resto de mercados han registrado un mejor comportamiento. En América ha ganado un 5,3% de músculo empresarial mientras que en Asia Oceanía y África ha crecido el 5,6%. Pero el escenario a corto plazo no es más alentador. El consejero delegado de la multinacional suiza, Paul Bulcke ha reconocido que 2013 “fue desafiante y previsiblemente 2014 seguirá en la misma línea”. En el último ejercicio, la facturación ha superado los 75.000 millones de euros.

Crecimiento mínimo

Nestlé achaca el resultado a dos problemas fundamentales. Por un lado, los costes de la reestructuración de la cartera y, por otro, el impacto negativo de los tipos de cambio. Bulcke, ha destacado que el crecimiento ha sido “mínimo en los países desarrollados y por debajo de los niveles de los últimos años en los mercados emergentes”.

La gama de nutrición, base del negocio, es la que más alegrías da a la compañía ya que el último ejercicio ha crecido el 8,2% mientras que la división de agua ha aumentado el 2%. Con todo, el grupo ha conseguido anotarse un beneficio neto de 8.188 millones de euros (10.020 millones de francos suizos), el 0,02% menos que en 2012.

Tratamientos médicos

La estrategia de Nestlé para hacer frente a una caída del consumo ha sido innovar en sus productos y adaptar los precios a las necesidades de los consumidores. Todo ello “ha mejorado la eficiencia y ahorros en gastos estructurales, así como los márgenes y ha reforzado el cash flow”, según apunta el grupo.

Pero no es la única novedad. La multinacional, especialista en nutrición, se ha sumado a la diversificación de productos y ha puesto un pie en el mercado de los tratamientos médicos especializados en el cuidado de la piel a través de la marca Nestlé Skin Health fruto de la última operación con l’Oréal.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad