TV3 echa el cierre a la delegación vasca

stop

El presidente de la corporación propone más reducción salarial a cambio de menos despidos

28 de junio de 2013 (14:35 CET)

TV3 vuelve a pasar la tijera en sus corresponsalías. La Corporación Catalana de Mitjans Audiovisuals (CCMA) ha decidido echar el cierre a la delegación en el País Vasco en la que trabajan tres empleados.

La noticia se conoce tres meses después de que la televisión pública catalana haya reorganizado el mapa de sus corresponsalías territoriales para ahorrar 557.000 euros anuales. En las delegaciones en Andorra (Perpiñán, Francia) y Terres de l’Ebre (Tarragona), Pallars y Catalunya Nord se despidieron a los profesionales externos para sustituirlos con profesionales de la plantilla.

Ahorro en las delegaciones


La Corporación invierte anualmente 6,76 millones en las delegaciones y corresponsalías nacionales e internacionales.

La cifra no incluye el coste de la sede central barcelonesa, en Sant Joan Despí (Barcelona), según datos aportados por la entidad en abril de este año.

Explicaciones en el Parlament

El presidente de la Corporación, Brauli Duart, ha anunciado el nuevo recorte durante su comparecencia en el Parlament de Catalunya para dar explicaciones por el expediente de regulación de empleo (ERE) presentado en la radiotelevisión pública catalana. El ente plantea despedir a 249 empleados de TV3 y a 58 de Catalunya Ràdio.

Duart asegura que todos estos recortes en los medios públicos son necesarios ante la reducción presupuestaria. Este 2013, la Corporación recibirá 295,9 millones de euros, el 17% menos. Además, los ingresos publicitarios siguen en caída libre. De los 153 millones que TV3 ingresaba en 2006 ha pasado a facturar 67 millones en el último año.

Rebaja salarial


Pero en su comparecencia, Duart ha sostenido que el número de afectados (308 entre los dos medios) podría ser menor a cambio de una rebaja salarial más elevada para el resto de la plantilla.

La Corporación plantea reducir el 7,5% las nóminas. Los sindicatos todavía valoran la propuesta que les comunicaron el pasado miércoles. Pero un nuevo ajuste en las retribuciones superaría el 10%, según las mismas fuentes.

Resto de corresponsalías

Pero, ¿hay más corresponsalías en el punto de mira? Fuentes sindicales aseguran que el expediente de regulación --de más de 1.500 páginas-- sólo recoge el cierre de la delegación vasca.

De todas ellas, la más cara es la de Washington, con un coste de 514.929 euros, seguida de Bruselas (362.000), París (287.877 euros) y Londres (265.739 euros). La delegación de Jersulén cuesta 43.702 euros y la de Pequín, 8.147 euros.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad