Caixabank y Mapfre buscan un experto para romper su acuerdo en bancaseguros

José Ignacio Goirigolzarri y Antonio Huertas no logran alcanzar un acuerdo tras más de 20 años de alianza

El presidente de Mapfre, Antonio Huertas y el presidente de Caixabank, José Ignacio Goirigolzarri. APIE

El presidente de Mapfre, Antonio Huertas y el presidente de Caixabank, José Ignacio Goirigolzarri. APIE

Mapfre negocia la ruptura de su acuerdo con Bankia en bancaseguros, aunque ahora ya lo hace con Caixabank. “Confiamos en alcanzar un acuerdo lo antes posible y terminar el contrato” explicaba este jueves el director financiero de la aseguradora, Fernando Mata, durante la presentación de resultados.

Después de todo el proceso regulatorio de la fusión entre Bankia y Caixabank, que concluyó el pasado 26 de marzo, “no hemos podido empezar a negociar hasta ahora” añadía.

Mapfre sigue los pasos marcados en el contrato firmado con la extinguida Bankia y el primero es nombrar a un experto independiente para que medie en la venta.

José Ignacio Goirigolzarri (presidente de Caixabank, antes de Bankia) y Antonio Huertas (presidente de Mapfre) no logran alcanzar un acuerdo tras más de 20 años de alianza. Esperan consensuarlo “en los próximos días”, apuntaba.

Bankia distribuía en exclusiva los seguros generales de Mapfre en sus oficinas, pero una vez fue absorbida por Caixabank, primó el negocio de esta última. La entidad catalana ofrece seguros de vida a través de VidaCaixa y productos de no vida a través de SegurCaixa Adeslas.

Mata ha recordado que la ruptura del contrato conlleva una penalización del 20%, aunque la finalización de los acuerdos de bancaseguros ya está definida como el 120% del valor de mercado de la participación del 51% de la aseguradora en Bankia Mapfre Vida y el negocio de No-Vida, excluyendo el valor de la cartera de seguros.

La compañía refleja en sus cuentas que el efecto salida de Bankia del grupo mejorará la posición de solvencia en 6 puntos porcentuales, asumiendo que no hay cambios en los fondos propios admisibles.

El director financiero de la aseguradora también ha matizado que Mapfre compensará la salida del banco a través del crecimiento orgánico e inorgánico, pues “siempre están atentos a cualquier oportunidad que pueda surgir en el mercado”.

Asimismo, se apoyará en el acuerdo con el Banco Santander firmado el pasado 19 de abril. Este establece que los trabajadores de Mapfre ofrecerán en las casi 3.000 oficinas que tiene la aseguradora en el territorio nacional distintos productos financieros como hipotecas y créditos del banco.

De esta manera dan “continuidad y sustitución al modelo de negocio que teníamos con Bankia”, matizaba. Con esta entidad tenían por ejemplo 50 cajeros en distintas oficinas de Mapfre que ahora se van a transformar en cajeros del Santander.

Este es un punto “importante, pues siempre hemos hecho un guiño a la España rural” y ahora podrán seguir manteniendo este servicio. Mata aclaraba que aunque el acuerdo con Santander “es extraordinario”, la red de Mapfre no se ha creado para vender productos bancarios y financieros, su fin último es vender seguros.

En las cuentas de Mapfre, que ha ganado 173 millones de euros en el primer trimestre, no se han incluido las carteras de Bankia Mapfre Vida, al ser un negocio clasificado como mantenido para la venta, sus activos ascienden a 7.356 millones de euros.