La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. EFE

Bruselas prepara ayudas para reducir el impacto económico de los ERTE

stop

La medida, que se desconoce cómo se financiaría, buscaría que las empresas mantuvieran el empleo y los trabajadores el poder adquisitivo

Madrid, 01 de abril de 2020 (17:24 CET)

La Comisión Europea (CE) presentará este jueves una iniciativa para proporcionar subsidios públicos respaldados por el conjunto de la Unión Europea para ayudar al mantenimiento del empleo en los países más afectados por el coronavirus, en concreto a través de sistemas como los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE), de acuerdo con EFE.

La presidenta del Ejecutivo comunitario, Ursula von der Leyen, presentó el esquema per no precisó cómo se financiará, cuál será su volumen ni qué requisitos tendrán que cumplir los países para recibir ayudas, aunque estaría pensada para nuestro país.

"Está destinada a ayudar a Italia, España y otros países que han sido duramente golpeados. Y esto se hará gracias a la solidaridad de otros Estados miembros", de acuerdo con Von der Leyen. La presidenta de la Comisión Europea, sin embargo, no habló de dar pasos más adelante en cuanto a los corobonos.

Pedro Sánchez también había pendido un fondo para el desempleo, que podría estar ligado con este planteamiento.

Periodos de trabajo formativos

El objetivo de Bruselas sería evitar despidos, incluso ERTE, y que las empresas a través de un sistema de subsidios mantuvieran a los trabajadores en plantilla y trabajando, aunque la actividad se hubiera reducido.

Para mantenerles en el puesto, en el tiempo libre, los trabajadores podrían realizar cursos de formación, según von der Leyen. Esta medida permitiría no reducir el poder adquisitivo y que los trabajadores pudieran seguir cobrando sus salarios. Sin una merma de ingresos, se continuarían pagando los alquileres y también se mantendría el consumo, reduciendo el impacto sobre la economía.

Este sistema estaría en la línea del esquema alemán de "Kurzarbeit", que consiste en una reducción de la jornada laboral pero con garantías de empleo, y cuyo equivalente en España serían los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE), recuerda EFE.

"Ayudará a los países más afectados y está garantizado por todos los Estados miembros", dijo von der Leyen, sin precisar si las ayudas saldrán de los remanentes del actual presupuesto europeo, ya que aún no hay uno nuevo, de la emisión de bonos o de otra fuente de financiación. 

El Eurogrupo podría debatirla en su reunión del próximo 7 de abril, en la que se espera que los ministros de Economía y Finanzas adopten más medidas para paliar el impacto económico de una pandemia que llevará a la recesión a la UE y la eurozona este mismo año y tendrá un importante impacto sobre el empleo.

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad