El Gobierno reactivará el lunes la privatización de CatalunyaCaixa

stop

El banco que asesora la operación, N 1, enviará el cuaderno de venta al Santander, BBVA, Caixabank y varios fondos internacionales. El Sabadell se descuelga

Catalunya Caixa

15 de mayo de 2014 (13:12 CET)

El Gobierno reactivará este lunes la privatización de CatalunyaCaixa. El banco de inversión que asesora la operación de subasta, N 1, enviará el cuaderno de venta a tres entidades: el Santander, BBVA y Caixabank.

También hará llegar los documentos a varios fondos internacionales. Será el tercer intento de desinversión por parte del fondo gubernamental FROB, que tiene la mayoría del capital.

El proceso se activa una vez troceados y vendidos los activos de CatalunyaCaixa considerados no estratégicos.

La última operación antes de intentar el traspaso de la entidad completa será la colocación de la red de oficinas distribuidas en Madrid, Valencia y Andalucía. El nuevo propietario se conocerá en 20 días. Los interesados son EVO Banco y el Popular, entidad que también se quedará con el negocio minorista de Citibank España.

Tercer intento

La reducción del tamaño de la caja de ahorros catalana y el saneamiento al que se ha sometido en los últimos meses podrían evitar un nuevo fiasco. De suceder, sería la tercera vez que el FROB cosecha calabazas de la gran banca.

Sin embargo, N 1 habría mantenido reuniones con los grandes grupos para tantear la situación, según avanza CincoDías. El diario económico de Prisa sitúa el inicio del proceso privatizador en “un máximo de diez días” una vez comprobado el interés.

Varias fuentes financieras consultadas por Economía Digital coinciden, sin embargo, en que el lunes ya se habrá entregado el cuaderno de venta. La intención de N 1 se habría avanzado en la tarde de ayer, según los conocedores de la operación, a los posibles postores.

Se cumple, de este modo el calendario que preveía reactivar la subasta de la entidad al borde del segundo semestre para que en enero de 2015, con las pruebas europeas de estrés conclusas, el nuevo dueño pueda recibir las llaves de la entidad.

Solución a la catalana

La solución catalana que anhela el gobierno de Artur Mas (CiU) dependerá sólo de Isidro Fainé. El Sabadell se ha descolgado de la operación. Esta posición refractaria la avanzó el consejero delegado de la entidad, Jaume Guardiola, en la última presentación de resultados. Los precedentes son poco esperanzadores para la Generalitat.

La Caixa ha rechazado absorber 350 oficinas de CatalunyaCaixa. En las anteriores subastas de su competidor tampoco logró cuadrar los números de la operación. Fainé, de todos modos, aseguró a principios de año que revisarían sus opciones cuando se reabriera el proceso.

Tras la entrega de Novagalicia a los venezolanos de Banesco, no sería descabellada la adjudicación de CatalunyaCaixa a una entidad internacional.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad