El Popular confía su banco malo a un ex del Santander

stop

La entidad elige a Remigio Iglesias para presidir su nueva inmobiliaria, a la que prevé traspasar hasta 6.000 millones en activos tóxicos

El presidente del Banco Popular, Ángel Ron. EFE/Pedro Puente Hoyos

Barcelona, 23 de noviembre de 2016 (19:53 CET)

El Banco Popular da forma a la nueva sociedad inmobiliaria que está a punto de crear. La entidad que preside Ángel Ron ha decidido este miércoles nombrar a Remigio Iglesias, antiguo directivo del Banco Santander, como presidente de su banco malo. A esta sociedad se traspasarán buena parte de los activos tóxicos que el Popular arrastra desde hace años. 

El segundo en liza de la nueva inmobiliaria, bautizada provisionalmente como Sunrise, será Roberto Rey, ex número dos de la tecnológica Carbures y antiguo consejero delegado de la constructora Grupo San José.

El nombramiento de la cúpula Sunrise es el último paso en la creación de una sociedad que servirá para sacar del balance de la entidad hasta 6.000 millones de euros en activos inmobiliarios tóxicos.

Experiencia financiera

Remigio Iglesias, ex director general adjunto del Banco Santander, ocupó el cargo de responsable del área de negocio de recuperaciones de Banca Comercial España. Posteriormente fue director de la Unidad de Venta de Carteras del grupo Santander en España y consejero en representación del gigante financiero en Metrovacesa y Sareb.

Por su parte, Roberto Rey, además de los cargos en Carbures y Grupo San José, anteriormente fue director general de Banca Cívica y director general adjunto de Caja Burgos.

Financiación del proyecto

El consejo de administración del Popular se ha reunido este miércoles para, entre otras decisiones, nombrar a la cúpula de su futura inmobiliaria, cuya financiación habría estado ultimando en los últimos días con siete entidades tras firmar un preacuerdo con Citigroup, Deutsche Bank, Crédit Suisse, Morgan Stanley y los fondos Apollo y Cerberus.  

Mientras tanto, las caídas en las acciones del Popular no tocan suelo. Los títulos de la entidad retrocedieron este miércoles un 3,22%.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad