Hecatombe bursátil tras el brexit

stop

Tras las caídas amortiguadas de los mercados asiáticos, en las bolsas europeas se atisban caídas superiores al 10% a la apertura. La libra se desploma y arrastra al euro, que baja de 1,1 dólares. La bolsa española abre con pérdidas del 16%

La libra se desploma y arrastra al euro

Madrid, 24 de junio de 2016 (09:01 CET)

Como un calcetín, los mercados bursátiles han reaccionado de manera catastrofista a la decisión de los británicos de abandonar la Unión Europea (UE). El optimismo que se detectaba en los parqués de todo el mundo, ante el cambio detectado en las encuestas hacia un "sí" a la permanencia, con subidas de los índices y fuerte revalorización de la libra esterlina, ha dejado paso al pesimismo generalizado ante las consecuencias desconocidas que, a partir de ahora, se deriven de esta decisión.

Durante la madrugada, ya cuando se daba por descontada la victoria del "brexit", a falta del resultado definitivo, la divisa británica llegaba a perder un 10% frente al dólar durante la noche, y los futuros de las bolsas apuntan a descensos incluso superiores al 10% al inicio de la sesión bursátil en los mercados europeos. En España, la bolsa ha abierto con caídas del 16%.

Los mercados asiáticos, que abrieron sin saber qué iba a ocurrir, lo hacían en medio de una fuerte volatilidad, registrando fuertes pérdidas discretas, pero a medida que la victoria del "brexit" se consolidaba, las ventas de títulos se disparaban, motivando que la Bolsa de Tokyo cerrara con pérdidas del 8%.

Los bancos centrales reaccionan

Ante el panorama, y para amortiguar el golpe, cabe la posibilidad de que los bancos centrales, liderados por el Banco de Inglaterra, calmen a los inversores con el anuncio de inyecciones de liquidez a las entidades financieras.

De hecho, el gobernador del Banco de Inglaterra, Mark Carney, aseguró que tomará "todas las medidas que sean necesarias para garantizar la estabilidad" de su economía. "Estábamos preparados para esta decicisón". La inyección podría alcanzar los 250.000 millones de libras. Carney subraya que, inevitablemente, "habrá un período de incertidumbre".

Por su parte, el Banco Central Europeo asegura que vigila los mercados financieros y afirma que el sistema bancario de la zona del euro es resistente en términos de capital y liquidez. Algunos analistas ya han hecho cábalas acerca de la repercusión del "brexit" en cada mercado, y ven al español como uno de los que pueden ser más castigados.

Desde el banco de inversión suizo UBS se atreven a aventurar que la prima de riesgo española podía subir hasta los 200 puntos básicos desde los 145 en que cerró ayer.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad