Trichet saca pecho: el BCE tiene 530.000 millones para salvar la crisis de la deuda

stop

MERCADOS

Jean Claude Trichet

29 de agosto de 2011 (16:36 CET)

El Banco Central Europeo (BCE) invirtió la semana pasada 6.651 millones de euros en la adquisición de deuda soberana de los países de la eurozona. Por tercera semana consecutiva la entidad ha comprado bonos para sofocar la crisis de la deuda que se extendió en los mercados a principios de mes. Los analistas señalan que nuevamente los países que se han beneficiado más de este programa son España e Italia, cuyas primas de riesgo se han estabilizado en las últimas sesiones en torno a los 280 puntos básicos. Lejos de los 400 que alcanzaron a principios de agosto.

Eso sí, la entidad europea ha rebajado un 53% el volumen de su inversión. Desde que la institución presidida por Jean Claude Trichet decidiera retomar la compra deuda soberana en los mercados secundarios hace tres semanas, ha invertido un total de 42.942 millones de euros. El 37% del importe total del programa desembolsado hasta la fecha. La cifra asciende hasta los 115.500 millones desde mayo de 2010.

Con el objetivo de neutralizar el efecto de las compras, el instituto emisor europeo llevará a cabo este martes una operación para captar depósitos a una semana a un tipo fijo del 1,50% y por importe de 115.500 millones de euros.

Un programa “legal”

Trichet ha defendido la legalidad del programa ante la Comisión de Asuntos Económicos y Monetarios del Parlamento Europeo. El ingeniero francés ha asegurado que en ningún momento se viola la prohibición de los tratados que impiden la compra “directa” de los bonos porqué se ha hecho “en el mercado secundario”. Asimismo, ha dejado claro que la iniciativa no exime a España e Italia de garantizar “el respeto estricto de la disciplina presupuestaria”. También ha aplaudido discretamente las medidas de ajuste que se han realizado en ambos países. “Tomo nota de los compromisos”.

El directivo ha dejado claro que el programa se prolongará "al menos" hasta enero de 2012. Una fecha que asegura que deja suficiente margen para que se cumpla el objetivo principal de la política del BCE: "Restaurar un entorno más apropiado en algunos sectores del mercado".

Trichet ha reconocido la desaceleración del crecimiento económico en la Eurozona, que avanza "a ritmo modesto" y ha admitido que "tensiones en los mercados financieros han reaparecido" en las últimas semanas. Asegura que la incertidumbre sigue siendo "especialmente elevada".

530.000 millones para gastar

Por otro lado, ha confirmado que el presupuesto actualmente disponible para estas operaciones son 530.000 millones de euros. El presidente del BCE ha comentado que 470 bancos participan en las "operaciones de refinanciación" y que más de 6.000 pueden "potencialmente" solicitar estos préstamos.

El directivo ha reconocido que la inflación permanecerá "elevada" en la eurozona "durante algunos meses". Ga vaticinado que la tasa se mantendrá "por encima del 2% el próximo mes" y ha explicado que el BCE publicará "a principios de septiembre" sus previsiones a medio plazo.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad